Tips anti pánico y el origen del viral Momo Challenge que preocupa a padres

Durante la pasada semana se hizo viral en la región un audio difundido a través de WhatsApp en el cual la madre de un niño pequeño contaba con preocupación cómo la imagen terrorífica de un personaje llamado Momo le daba indicaciones a su hijo para que cometa agresiones a sus familiares como “Ciro, ahorcá a tu hermano”, cuando miraba un video en Youtube kids del inocente dibujito animado Peppa Pig.  

Ante el hecho que se dio no solo en Santa Fe sino otras provincias como Mendoza, un equipo de profesionales de la División Delitos Cibernéticos contra la niñez y la adolescencia de la Policía Federal difundió una serie de consejos, entre ellos, no continuar compartiendo a otros y denunciar el video: “En caso de recibir un video o imágenes agresivas, íntimas u ofensivas de otra persona, no hay que distribuirlo, sino denunciar en la plataforma el contenido para que se lo pueda quitar. En el caso de Youtube, ingresar en los tres puntitos que figuran en el marguen inferior derecho del video y elegir la opción Denunciar”.

Ya durante el año pasado muchos jardines de Rosario supieron del supuesto virus del llamado “Momo challenge” y avisaron a los padres de sus alumnos para evitar el pánico y saber cómo actuar. Sin embargo este nuevo comienzo del ciclo lectivo el virus volvió a aparecer en las tablets y celulares donde los niños jugaban, y el audio grabado por esta mujer (cuya identidad se desconoce) sembró pánico en los padres rosarinos. Otra vez una “fake news” que atemoriza y que lejos de llevar advertencias genera temor, confusión, y mayor cantidad de compartidos en los usuarios de Whatsapp, ya que si bien probablemente lo narrado por la mujer haya ocurrido, lo transmite con desconocimiento sobre el tema.

La historia de Momo, la escultura de mujer terrorífica

El challenge ya tiene unos años en Internet: la imagen de una chica con rasgos terroríficos, ojos salidos y sonrisa macabra que fue usada por desconocidos en las redes para sembrar pánico con sus retos macabros es en realidad una escultura presentada en la Vanilla Gallery de Tokio, una galería de arte terrorifco, que en 2016 presentó el artista plástico Kesuke Aiso.

El artista se inspiró en Ubume, una leyenda que relata sobre una mujer que murió durante un parto, según explicó, y busca asustar a las personas. Sobre el challenge que usuarios desconocidos viralizaron, él respondió que no supo cómo nació, y que incluso le han pedido el derecho de esa imagen para realizar producciones cinematográficas que no aceptó. Justamente a comienzos de este mes, Aiso decidió destruir su obra, “matar a Momo” en sus palabras, como medida para subsanar el daño que su figura había generado en redes del mundo.

La escultura de Kesuke Aiso que inspiró a
un desconocido creador del challenge.

La Unidad de Investigación de Delitos Informáticos de la Fiscalía General del Estado de Tabasco, en México (UIDI) contó a mediados de 2018 desde su cuenta oficial en Twitter: "Todo comenzó en un grupo de Facebook en donde la imagen de Momo enviaba retos (challenges en inglés) a los integrantes a entablar comunicación con un número desconocido, a pesar de venir acompañado de una advertencia". Quien recibía el mensaje era desafiado a ponerse en contacto a un número desconocido por WhatsApp para evitar la aparición de Momo por las noches, entre otras variantes del reto viral que comenzó en América latina y que ahora se extendió en Reino Unidos y en algunos países europeos.

A pesar de que la viralización en gran parte, y actualmente, se realizó a través de la red social Youtube, desde esta plataforma aclararon que que no tienen videos de Momo que inciten a un suicidio, ni existe tal reto viral allí alojado. Sin embargo, la imagen aparece en videos de Peppa Pig, probablemente como un hackeo en su plataforma Youtube Kids. El fenómeno se cataloga ya como un tipo de historia de terror de Internet, cuyo término es Creepypasta.

Algunos consejos de la División Delitos Cibernéticos para el uso responsables de las redes

Desde el equipo de profesionales de esta división de la PFA enviaron estos consejos a los medios para llevar tranquilidad a la población:

  • Es fundamental comprender que en el mundo virtual existen riesgos y peligros al igual que en otros ámbitos.
  • Mantener un diálogo abierto y una actitud de contención y acompañamiento con los niños y adolescentes.
  • Conocer quiénes son sus contactos en las redes.
  • Propiciar un vínculo de confianza sin recriminaciones ni castigos.
  • Hablar con ellos sobre la importancia de cuidar la intimidad y la privacidad en la red.
  • Siempre los perfiles de las redes sociales deben ser privados
  • Establecer reglas familiares claras de uso de Internet acerca de horarios y los sitios que están permitidos y los que no. Por ejemplo que usen su Tablet en los espacios comunes de la casa.
  • No castigarlos: muchas veces cuando los padres se enteran de los videos o charlas que tienen sus hijos, los castigan y les sacan el celular. Es recomendable que hablen y logren entender por qué lo hacen.

COMENTARIOS

*Los comentarios que integran esta discusión no representan la opinión de RosarioPlus. Son opiniones personales de los usuarios

Seguí leyendo