El plantel del Rayo Vallecano viajaba en ómnibus este fin de semana hacia Miranda, para enfrentar al equipo local por la 21ª fecha del torneo de segunda división española. Pero lo hacía bajo la intensa nevada que trajo el temporal Filomena, histórico por su intensidad y crudeza. Y fue tanta la nieve que finalmente no pudieron llegar a destino y tuvieron que regresar. En el camino, se encontraron con varios vehículos varados en la ruta, y varios jugadores del plantel tuvieron la iniciativa de bajar del bus y bajarse a empujar para ayudar a los conductores atrapados en la tormenta de nieve.

 

Rayo Vallecano on Twitter