sec-corbata

Dos imputados de la Megacausa fueron procesados en otra

La justicia avanza en la investigación de la sospechosa venta de una vivienda en zona norte

Dos de los imputados en la Megacausa por lavado y estafas fueron procesados en otra causa que investiga una estafa en la compraventa de una vivienda en la zona norte de la ciudad. Se trata del escribano Eduardo Torres y Jonatan Zárate, procesados en este caso junto a una mujer, María Elena Portillo.

La jueza Delia Paleari procesó a los tres por considerar que hay elementos para creer que elaboraron un documento falso y vendieron un inmueble que era propiedad de dos personas fallecidas. 

No está muy lejos esta nueva acusación de la que ya pesaba contra ellos en la Megacausa, donde Zárate está señalado como uno de los prestanombres para las transacciones inmobiliarias, a la vez que Torres es sindicado como facilitador de las operaciones con documentaciones falsas.

“En julio de 2013, Torres aprovechó la muerte de los dueños de una propiedad ubicada en Martín Fierro 844 para despojar del inmueble a los herederos”, precisaron voceros del Poder Judicial.

Torres falsificó el mandato de venta, con firmas apócrifas, en beneficio de Jonatan Zárate quien, según la jueza, “no podía desconocer que era falso porque las personas otorgantes deberían estar presentes en el otorgamiento, pero habían fallecido en el año 2008”.

Zárate, con la complicidad de Torres, “vendió” el inmueble a María Elena Portillo, la tercera procesada por la jueza Paleari en esta causa.

Torres, Zárate y Portillo fueron procesados por la presunta comisión de los delitos de estafa y falsificación material e ideológica de instrumento público, hecho que fue denunciado por la abogada que poseía el poder de venta real del inmueble en cuestión.

En lo concerniente a esta causa, los tres procesados permanecerán en libertad y sus bienes serán embargados hasta cubrir la suma de 10 mil pesos cada uno.

COMENTARIOS

*Los comentarios que integran esta discusión no representan la opinión de RosarioPlus. Son opiniones personales de los usuarios

Seguí leyendo