Aunque médicos y especialistas de todo el mundo aseguran que el barbijo es uno de los métodos más efectivos para frenar el avance de la pandemia, muchas personas todavía se siguen resistiendo a esta simple medida y en nuestro país circularon videos de personas organizando quema de barbijos.

Por eso los gobernantes de Gresik, una ciudad de Indonesia, han encontrado una forma bastante particular de combatir a los "anti barbijos". Según la versión en inglés del diario indonesio "The Jakarta Post", las autoridades locales han decidido que el que no use barbijos tendrá que ponerse a cavar tumbas.

Sin duda ponerse barbijo es mejor que cavar pozos y llevar ataúdes
Sin duda ponerse barbijo es mejor que cavar pozos y llevar ataúdes

El gobierno de Indonesia hizo obligatoria el uso de barbijo en todos los espacios públicos, por lo que el que se resista a esta medida tendrá que dar este servicios a la comunidad como forma de castigo.

Uno de los responsables de la idea explicó que la iniciativa surgió luego de tener en cuenta los pocos enterradores con los que contaba la ciudad, y al ver cómo la población no tomaba los recaudos necesarios frente al avance del coronavirus.

Pero no es la primera vez que tienen ideas un tanto extremas: en Jakarta, la capital de Gresik, hace algunas semanas atrás hicieron una campaña de concientización que consistía en un desfile de ataúdes por los barrios de la ciudad, para recordarles a todos el resultado de incumplir las recomendaciones. ¿No será mucho?