El sistema de Riesgos del Trabajo nacional arrastra problemas de litigiosidad muy altos en el país y la provincia de Santa Fe no queda excluida de la lista ya que se encuentra en el “top ten”. En este marco, las ART trasladan los costos a las cuotas que abonan las empresas para estar cubiertas, pero el incremento se ha vuelto asfixiante, principalmente para las pymes, según afirman de Asociación de Industriales Metalúrgicos de Rosario (AIM).

Ante esta situación, desde AIM le enviaron una “Carta Abierta” al presidente Mauricio Macri con la que le solicitan una intervención inmediata. Según expresa el comunicado, en el año 2006 la cobertura del riesgo del trabajo representaba un promedio de 4% de la masa salarial, pero “actualmente hay sectores que pagan hasta el 20%, y superan ampliamente lo pagado en concepto de Aportes y Contribuciones”. 

Es que estos incrementos se le suman al tarifazo de la energía eléctrica, al del gas que está siendo facturado en estos días, y a los costos internos derivados del contexto económico.

A su vez, los empresarios denuncian mecanismos fraudulentos a partir de los juicios laborales que genera “litigiosidad indebida simulada o fraudulenta realizada por los ‘caranchos’ y no perseguida por las aseguradoras”. La llamada “industria del juicio genera enriquecimiento para pocos y perjuicio para muchos”.

 

La litigiosidad aumentó en Santa Fe
La litigiosidad aumentó en Santa Fe

La situación en Santa Fe

Santa Fe implementa los comités mixtos dentro de las empresas, donde interviene un representante de la patronal, otro del sindicato y de un profesional idóneo en seguridad e higiene laboral, para tratar los temas de salud y riesgos de trabajo. Pero los efectos son paradójicos.

“El riesgo laboral ha bajado, pero la judicialización ha aumentado exponencialmente. En Santa Fe duplicamos la media nacional”, relató Claudio Mossuz, nuevo presidente de AIM Rosario a Sí 98.9, y dijo que la solución no es solamente una “rebaja” en la alícuota sino que hay que cambiar la “tabulación en el cobro de la sentencia”.

“Los trabajadores son tentados a hacerle juicio a la ART con el pretexto de que no se lo hacen a las empresas pero la ART luego le aumenta la alícuota a los empresarios por el costo del juicio”, explicó. Vale recordar que en 2012 se extinguió la “doble vía", que  habilitaba a los trabajadores a cobrar en caso de accidentes o muerte la indemnización tarifada de la ART y luego reclamar un resarcimiento más elevado ante la Justicia.