sec-corbata

Dimare: imputan pero sin prisión a dos de los detenidos

Las dos personas que fueron detenidas en los allanamientos del pasado miércoles fueron imputadas como coautoras de 36 estafas comprobadas, y deberán pagar un millón y medio de pesos a la Justicia como caución real

El predio que usaron temporariamente para simular el funcionamiento de la firma.
El predio que usaron temporariamente para simular el funcionamiento de la firma.

Dos de los detenidos en la causa por la "megaestafa" con cheques sin fondos de Dimare SRL fueron imputados este viernes por el juez Alejandro Negroni, a pedido del fiscal de la Unidad de Delitos Económicos, Sebastián Narvaja.  Se trata de Mariano Alfredo Corna, de 43 años, y Alberto Salvador Cocco, de 59 años, por el delito de estafa “en calidad de coautores en concurso real y en carácter de delito consumado”, atribuyéndoles a ambos 36 hechos de estafas.

El fiscal que investiga las múltiples estafas de la empresa Dimare S.R.L

De cualquier manera, el magistrado no aceptó el pedido de prisión preventiva para ambos y les concedió la libertad con una caución de $1.500.000 para cada uno, la prohibición de acercamiento a las víctimas o damnificados de los hechos y la presentación una vez por semana en la Oficina de Gestión Judicial.

El fiscal detalló que “la evidencia aportada por cada damnificado, que ya llevan más de 50 casos, logró probar 36 casos de estafa gracias a la evidencia de facturas de la mercadería, copias de los cheques sin fondo y parte de la mercadería hallada en los domicilios de estas dos personas, que fueron parte de la estafa”.

Uno de ellos fue identificado por cuatro damnificados, e intervenía en compras a proveedores. En su cuenta de Facebook figura el otro coimputado, quien había negado vínculo con el primero en una audiencia anterior.

Así operaban

Mariano Alfredo Corna se presentaba como el contador de la empresa bajo su segundo nombre, adujeron los testigos, y era quien llevaba los cheques falsos que eran firmados por Sebastián Alonso, bajo la falsa identidad de Jonathan Mena.

Esta red probablemente tenga, además de estos miembros, a alrededor de otras veinte personas, estimó el fiscal ya que una de los denunciantes es quien les vendía viandas diarias de 24 porciones. “Algunos hacían circular los bienes a través de ventas que también fueron vendidas, algunos en el mercado negro, y a denunciantes que eran clientes”, adelantó.

Uno de los imputados declaró no poder pagar la suma de la caución, pero será cubierta gravando un inmueble por ese monto. Si no se cubre la fianza deberá continuar detenido.

COMENTARIOS

*Los comentarios que integran esta discusión no representan la opinión de RosarioPlus. Son opiniones personales de los usuarios

Seguí leyendo