Central se bancó un partido áspero y armó una fiesta en el Gigante

El equipo de Leo Fernández se bancó todo. Hizo el gol y después aguantó un partido de pierna fuerte, polémicas y un arbitraje que lo perjudicó. Loustau expulsó a Goltz pero debió mostrar alguna otra roja. El tanto tempranero de Marco Ruben sirvió para quedarse con un partido que siempre es especial. 

Formaciones

Rosario Central: Jeremías Ledesma; Paulo Ferrari, Fernando Tobio, Mauricio Martínez, José Luis Fernández; Washington Camacho, Maximiliano González, Leonardo Gil, Federico Carrizo; Marco Ruben y Fernando Zampedri.

Boca Juniors: Agustín Rossi; Gino Peruzzi, Paolo Goltz, Lisandro Magallán, Frank Fabra; Nahitan Nández, Wilmar Barrios, Pablo Pérez; Cristian Pavón, Junior Benítez y Edwin Cardona. DT: Guillermo Barros Schelotto.

Minuto a minuto

En una noche ideal para ver fútbol, el Gigante de Arroyito lució colmado para el Central - Boca que cerró el domingo de fútbol. 

El juego no pudo empezar mejor para el Canalla. Marco Ruben apareció en el minuto 4 a la salida de un córner que Carrizo lanzó bajo al primer palo. Tras una serie de rebotes la pelota traspasó la línea de gol y el capitán lo gritó con todo en un semestre que hasta ahora no era bueno para él.

Una seguidilla de toques entre futbolistas de Central entusiasmó a todos en el estadio. A los 12, los medios se juntaron con los delanteros y la jugada terminó en un remate largo de Marco Ruben que no llevó peligro. Los aplausos no tardaron en bajar desde los cuatro costados. 

Fue un primer tiempo intenso, caliente, con mucha pierna fuerte. El abanderado de la presión en Central fue el Colo Gil. A Boca no le quedó cómodo ese partido. A los 35, el Canalla estuvo cerca de aprovechar el desconcierto rival con un centro de Carrizo que ningún compañero llegó a desviar. En la jugada previa fue amonestado Goltz, quien un minuto después vio la segunda amarilla, esta vez por agredir sin pelota. El nerviosismo del xeneize quedó en evidencia total con esa expulsión.

Central también sufrió. Estuvo a punto de hacerse daño a sí mismo. Camacho cabeceó hacia atrás y obligó a Ledesma a esforzarse para enviarla al córner. Fue la única vez que Boca estuvo cerca de igualar en la primera mitad. 

Lovera por Gil fue el cambio que Fernández ordenó en el entretiempo. El Canalla salió a jugar el segundo tiempo con un objetivo: liquidar el pleito. Estuvo muy cerca a los tres minutos con un remate de Carrizo que Rossi envió al córner.  

Central quiso jugar con la desesperación del rival. Incluso en momentos eligió buscar la infracción en lugar de acelerar e ir por más. A los 16 un centro de Carrizo no pudo ser bien conectado por Zampedri, que de cabeza la tiró lejos. 

El arma de Boca en toda la noche fue Cardona y su pelota detenida. A los 17 el colombiano volvió a probar la resistencia de Ledesma y el arquero respondió aunque con rebote. En la segunda jugada Pablo Pérez terminó por tirarla afuera. 

El Canalla también lo intentó con balón detenido. A los 23, Lovera lanzó córner preciso y Camacho cabeceó en el vértice del área chica. Su remate no se metió por poco: Rossi devolvió con las piernas. 

Pasó de todo a los 27. Un remate de Carrizo terminó en el córner y en esa pelota parada Central estuvo a punto de marcar el segundo. Una serie de rebotes terminó en nada, pero el Canalla estuvo muy cerca. 

Una jugada increíble por poco no terminó en el empate de Boca. A los 37 Ledesma salió mal a cortar un centro y dejó el arco desprotegido. Espinoza, con tiempo y espacio, definió por encima del travesaño. 

Y otra más a los 42. Pablo Pérez estuvo cerca de cabeza y la pelota dio en la cara de González. El rebote fue para Cardona, el mejor de Boca con la pelota en los pies. El colombiano pateó desde el borde del área y fue palo. Se salvó Central, que ya no aguantaba más. 

Parecía que no terminaba má, pero terminó. A los 49 Loustau pitó y puso fin al sufrimiento. Entonces empezó la fiesta. Central corrió, jugó y ganó. Y ya van dos en fila. El final de año, parece, no será tan malo después de todo. 

COMENTARIOS

*Los comentarios que integran esta discusión no representan la opinión de RosarioPlus. Son opiniones personales de los usuarios

Seguí leyendo