sec-reposera

La escatológica razón por la que Disney cambió el título de una peli

Se iba a llamar Coco, pero para evitar bromas, le cambiaron el nombre

Coco es un título directo y sencillo, fácil de recordar. Pero en Brasil la exitosa película de animación, que se estrenará en breve, se llama Viva - A vida é uma festa! (Viva, la vida es una fiesta). No es la primera vez que Disney decide cambiar el nombre de uno de sus estrenos.

Nada más conocerse el nuevo título de Coco elegido para el mercado brasileño, el blog Pixar Brasil, que comenta la actualidad de la productora de cine de animación, apuntó a una coincidencia lingüística como motivo del cambio.

En portugués, el término tiene dos acepciones. El primero no supone ningún problema: côco es el fruto del cocotero. Pero escrito cocô (con la segunda sílaba acentuada), significa "caca". Aunque no se pronuncia igual que la película, supone un problema.

Varios medios intentaron sin éxito que la oficina de Disney en el país explicara si esta es la razón del cambio del título. Adrián Molina, codirector de la película junto a Lee Unkrich, sí que lo confirmó en una entrevista a la edición estadounidense de The Huffington Post, aunque ellos no eran conscientes de este conflicto idiomático. "El tema surgió en reuniones que tuvimos para hacer algo más local la película en distintos países", explicó.

Es evidente que a Disney le molesta utilizar la palabra coco en Brasil, un mercado en el que sus estrenos de animación recientes han recaudado entre 20 y 35 millones de dólares. La bisabuela de Miguel, el niño protagonista, da nombre a la cinta de animación y es parte muy importante de la trama, que está llena de homenajes a la cultura mexicana.

Pero en el doblaje brasileño, deja de llamarse Mamá Coco -diminutivo de Socorro- para convertirse en Lupita. Ningún otro personaje en Brasil cambia de nombre con respecto a la versión original.

En la cartelera brasileña es muy común utilizar una fórmula concreta para titular estrenos extranjeros. Consiste en mantener el nombre original y añadirle un subtítulo en portugués. Sin embargo, en el caso de Coco, no fue así.

COMENTARIOS

*Los comentarios que integran esta discusión no representan la opinión de RosarioPlus. Son opiniones personales de los usuarios

Seguí leyendo