El escándalo entre el ministro de Seguridad, Marcelo Sain y el jefe de policía, Víctor Sarnaglia, siguió sumando temperatura en la agenda política. Este jueves, el diputado radical del Frente Progresista y ex ministro de Seguridad, Maximiliano Pullaro, se refirió en duros términos a la situación que tiene como trasfondo una sospecha de coimas sobre el policía, y también apuntó contra la gestión de la seguridad. Cerró su discurso afirmando que el problema de fondo es la falta de conducción política del gobernador Omar Perotti y su responsabilidad por haberle creado a Sain un doble comando con el jefe de policía.

La citación de Fiscalía para que Sarnaglia aclare por qué su apodo apareció en un borrador donde se prorrateaban coimas del juego ilegal fue el puntapié inicial. El fondo de la cuestión, según dice Pullaro, es que "la policía claramente no tiene una conducción dentro de la fuerza" por que "no saben si Sarnaglia sigue siendo jefe". 

"Perotti planteó que ratificaría a Sarnaglia en el cargo y el ministerio dijo que no volvía más. Es un mensaje gravísimo, porque cada jefe no sabe a quién responder o quien baja directivas. Tan grave como esta interna que no empieza hoy cuando en un audio Sarnaglia acusa al ministro de Seguridad de haberle hecho una cama y voltearlo. Empezó mucho antes". 

El origen. Según Pullaro, todo comienza cuando el gobernador "le creó un doble comando a Sain porque Sarnaglia desde el primer momento se vistió como ministro, habló como ministro y contradijo al ministro con resoluciones y acciones". "Es una vergüenza, y es claramente que no hay conducción política". 

En uno de los pasajes más fuertes del discurso sostuvo que "es una fuerza autogobernada porque no hay conducción política por más que se quiera hacer un relato (...) nadie está encima, nadie gestiona, intentan hacer un relato que intentan decir que las investigaciones arrancaron por ustedes. Mentira".

Según el ex ministro de Seguridad, de 160/180 patrulleros que cubrían Rosario, hoy hay 30/40. "¿Cómo no aumentará el delito?, un festival se hacen los chorros". " No hay nocturnidad ni canchas de fútbol hace seis meses, con los recursos que implican, pero en Santa Fe aumentaron los homicidios, en ningún lado más, los robos, los arrebatos, un picnic se están haciendo los motochorros.

Por último terminó de alguna manera dándole crédito a Sain. "No hay conducción política, y no es responsabilidad del ministro Sain, sino de Omar Perotti que no le dio la facultades para cambiar un jefe de policía, o les parece que un ministro tenga que hacer una operación en un diario nacional para poder sacarse de encima un jefe que no quiere".

Y finalizó: "Empoderen al ministro si creen en él, permítanle que agarre, que tome las decisiones que tenga que tomar, pero no le pongan un comisario político en el cargo de jefe la policía".