Sí, hay gente que aún está viendo temporadas atrasadas de Game of Thrones, y por eso, se pueden sentir amenazados con cuestiones que otros consideran inofensivas. De eso va esta carta viral colgada en un ascensor.

Parece que los nuevos adictos a la serie de los dragones le metían el volumen muy fuerte a los capítulos que veían, y no dejaban dormir a los vecinos. Por eso, decidieron comunicarse a través del método mundial para hablar con los vecinos: una nota en el ascensor.

En ella se puede leer: "Vecinos del tercero, anoche se escuchó cómo saltó por los aires el septo de Desembarco del rey", para después amenazar: "Como mañana escuchemos otro capítulo os contamos lo que pasa con los dragones", en un claro aviso antispoilers.

La carta cierra además con un categórico "El Norte no olvida", haciendo referencia a la familia Stark.