A pesar de sus recientes y sonados enfrentamientos televisivos, parece que las modelos comparten más de lo que les gustaría en el ámbito laboral: ambas conducen espacios en la cadena KZO, y ahora parece que también podrían ser ambas jurados del Bailando.

Es que según trascendió, la producción del show que conduce Marcelo Tinelli estaría negociando con la rubia su posible silla en el grupo evaluador para sustituir a Pampita, que al parecer, podría no continuar en la próxima edición.

La misma pareja de Facundo Moyano confirmó que la cosa está en tratativas, aunque dejó claro que lo suyo no sería un reemplazo, sino que ocuparía de pleno derecho la silla de la morocha, que no formaría más parte de Showmatch.