sec-corbata

El disparo que mató al joven en Cochabamba al 300 vino de un edificio

La causa por la muerte de un supuesto ladrón en calle Cochabamba, entre Alem y Ayacucho, dio un giro abrupto este domingo por la tarde.

En un principio, tras las declaraciones de las víctimas, el hombre que falleció en el Hospital de Emergencias Clemente Álvarez como consecuencia de un disparo había discutido con su colega luego de asaltar a cuatro personas que esperaban un taxi en barrio la sexta, el sábado a las cinco de la madrugada. 

La versión brindada por las víctimas tuvo algunas incongruencias que llamaron la atención de la fiscal Marisol Fabbro, quien le solicitó a los médicos forenses que detallen en la autopsia el origen del disparo que terminó con la vida del supuesto delincuente.

"La trayectoria del disparo fue de arriba hacia abajo, de izquierda a derecha", afirmó Fabbro, y comentó que la bala encontrada en el cuerpo es de una pistola calibre 9 mm.

Este domingo por la noche, guiada por las declaraciones de algunos vecinos de la zona, la fiscal ordenó el allanamiento de la vivienda donde habían estado las cuatro personas que denunciaron el robo.

"Se encontró un arma 9 mm cromada, con su numeración limada y un proyectil en recámara", afirmó Fabbro, y aclaró que las balas de la pistola secuestrada coincidía con la encontrada en el cuerpo del supuesto ladrón.

Hasta el momento, el acompañante de la persona asesinada no ha prestado declaración.

COMENTARIOS

*Los comentarios que integran esta discusión no representan la opinión de RosarioPlus. Son opiniones personales de los usuarios

Seguí leyendo