Un sector de mesas y bancos que fue descubierto con una grieta que atravesaba unos 15 metros del suelo en el Club Mitre de Rosario, terminó por caer, y hundirse bajo el agua. 

Planeamiento municipal y Defensa Civil labraron actas y se clausuró el predio el viernes, y el derrumbe se produjo este sábado al mediodía, menos de 24 horas después, algo que fue constatado desde la Secretaría de Control municipal.

Se perdieron alrededor de 18 mesas de un sector nuevo, que son sólo el 15 por ciento de la capacidad del predio, confirmó el presidente Miguel Escudero, en diálogo con Rosarioplus.com.

El club de pesca sufrió dicha rajadura a causa de la gran bajante del caudal del río Paraná, y no fue suficiente con que sus dueños lo notificaron a la repartición municipal, que el sector terminó de caer por completo.

Personal del predio se encontraba cortando el césped el jueves por la tarde y realizando desmalezamientos, actividad autorizada por la Municipalidad en prevención del dengue, cuando notaron la grieta que atravesaba las mesas.