Hasta hace algunas semanas atrás, pensar en la muerte del Fortnite como un suceso inminente era algo impensado. Pero a pesar que la crisis del coronavirus multiplicó los jugadores del famoso videojuego, muchos comenzaron a vaticinar su muerte. Algo así como "morir de éxito".

Sin duda que gran parte de la población mundial esté encerrada en sus casas ayudó a que el número de jugadores haya aumentado en el Fortnite, pero tanto jugador conectado de manera simultánea está desestabilizando al juego y esto le está trayendo varios dolores de cabeza a Epic Games, sus desarrolladores.

Como si esto fuese poco, la comunidad gamer y los fieles de Fortnite acusan a Epic de haber cambiado al juego y volverlo menos divertido y demasiado competitivo. Por lo que en varios foros ya comenzaron a hablar de la muerte del Fortnite y para expresar el malestar han creado el hashtag #RIPFortnite y ya es tendencia en Twitter. 

¿Estaremos viendo por primera vez a la comunidad gamer sepultar a su videojuego preferido? Esta pandemia sin duda nos podría sorprender en muchos sentidos.