A poco que la ministra de Salud Sonia Martorano informara oficialmente la aparición de nuevas cepas en la provincia de Santa Fe, entre ellas un caso mujer con cepa de Manaos que falleció este sábado por la mañana en Rafaela, precisaron esta tarde también la detección de la variante Nueva York en un paciente rosarino y otra más de Manaos en la ciudad de Funes. Ambas resultan más contagiosas y fatales y son las causantes, en el caso de Manaos, de la mayor cantidad de muertes en Brasil.

En principio quien se contagió con la cepa de Nueva York tiene antecedentes de viaje cercano. Por lo pronto y al igual que la persona fallecida en Rafaela, quien contrajo la cepa brasilera no viajo a ninguna parte, por ende se estima que exista ya alguna posibilidad de circulación comunitaria.  

En ese sentido, se remarcó que la presencia de estas cepas hace que el Coronavirus tenga mayor capacidad de adaptabilidad, lo que lo vuelve más contagioso, y en algunos casos, con cuadros que complican más la salud de los pacientes. Asimismo, advirtieron que aquellas personas que ingresen al país deben acreditar una PCR negativa 72 horas antes del viaje; una vez en Argentina realizar una estricta cuarentena de 10 días, y un test PCR a 7 días de arribado, aún sin tener síntomas.

Desde la Secretaria de Salud de Rosario aconsejaron seguir teniendo en consideración todas las medidas de prevención que ya se conocen: utilizar el cubre boca, mantener la distancia, ventilar los ambientes y lavarnos las manos.

 

Secretaría de Salud Pública on Twitter