sec-corbata

Uno de cada tres inquilinos no pudo renovar su contrato para 2020

El referente de la Concejalía Popular en Rosario, Ariel D'orazio, reveló que en las grandes ciudades del país uno de cada tres inquilinos no pudo renovar su contrato de locación producto de los aumentos que impone el mercado inmobiliario, “y también por las indexaciones que se plantean dentro de los contratos, que son terriblemente abusivas”.

En el marco de la confirmación del tratamiento del proyecto de Ley de alquileres en sesiones extraordinarias de enero en el Senado de la Nación, D'Orazio explicó en diálogo con Sí 98.9: “El nivel de aumentos en los alquileres no tiene ningún anclaje con el comportamiento del salario promedio de los argentinos, y es preocupante: cierran contratos con aumentos semestrales que llegan hasta el 80 por ciento de un año al otro. Por esto, muchos están buscando nuevas alternativas, como volver a la casa de los padres o pensiones”.

Es en este marco agregó que “la aprobación de esta ley es fundamental para amparar a casi 9 millones de argentinos. Era una de las promesas que el presidente dio en campaña y esperamos que para febrero ya tengamos la ley de alquileres en todo el territorio nacional”.

La media sanción se dio cerrando el 2019, por lo que resta un año para que no pierda estado parlamentario. Sin embargo el referente de Concejalía Popular espera “que se sancione cuanto antes por la situación crítica que viven los argentinos que alquilan, ya que cuando hablamos de vivienda, hablamos de un derecho fundamental por la constitución”.

Una vez que se logre establecer esa ley, consignó: “Se deberá pensar en políticas como un valor de referencia de alquiler a nivel nacional como parámetro de valores de los inmuebles, y a la vez vemos fundamental que el Estado empiece a construir vivienda pública en alquiler. A algunos no les gusta que el Estado intervenga, pero si no interviene se produce este tipo de abusos que generan perjuicio para pequeños propietarios también, ya que si su propiedad queda deshabitada, el gasto fijo es grande en servicios”.

Beneficios

Si la Ley de Alquileres se convierte en realidad antes de febrero establecerá “contrataciones mínimas de 2 a 3 años, una actualización del valor anual mediante un índice oficial que promedie salario/inflación para evitar la desigualdad económica, y el impuesto a la propiedad como el API en nuestra provincia y las expensas extraordinarias sean sin discusión una responsabilidad del propietario para dejar de trasladar a los inquilinos”.

Escuchá la entrevista completa a Ariel D’Orazio:

COMENTARIOS

*Los comentarios que integran esta discusión no representan la opinión de RosarioPlus. Son opiniones personales de los usuarios

Seguí leyendo