La primavera quedó relegada. Después de una semana casi veraniega, se pasó a una fulerísima. Este miércoles sigue con el cielo gris, nublado, aunque sin lluvias a la vista. La temperatura será agradable, ni pesado ni fresco. Jueves y viernes se descompone.

El cielo de miércoles está cubierto a parcialmente cubierto, presenta neblinas y humedad. El viento está tranqui del sudeste. Se esperan 26 grados, pero esa brisita del sudeste lo hará sentir liviano. Jueves desmejora y viernes es completo con lluvias y tormentas.