Los policías imputados cada vez más complicados

La Justicia rosarina dictó este martes prisión preventiva para los cuatro policías imputados en el crimen de Jonathan Herrera, el joven asesinado al quedar en medio de un tiroteo entre efectivos mientras lavaba el auto en la puerta de su casa.

El juez Gonzalo López Quintana dictó la prisión preventiva de los cuatro integrantes de la flamante Policía de Acción Táctica (PAT) al término de la audiencia imputativa celebrada este mediodía en los tribunales de Rosario.

Por su parte el fiscal del caso, Adrián Spelta, explicó a la agencia Télam que el juez imputó por homicidio calificado por abuso de su función a uno de los cuatro acusados, mientras que a los tres restantes les endilgó el mismo delito pero en grado de tentativa.

La diferencia en la imputación obedece a que la investigación del fiscal consiguió determinar que uno de los disparos que mató a Herrera provino del arma del policía acusado de homicidio calificado, detalló Spelta.

El hecho ocurrió el domingo 4 de enero pasado alrededor de las 15.30 en Ayacucho y bulevar Seguí, en la zona sur de Rosario, cuando Herrera quedó en medio de un tiroteo entre policías y un delincuente, dijeron fuentes del caso.

De acuerdo a la investigación, un joven de 19 años había robado minutos antes una juguetería ubicada en San Martín al 3500, cerca del lugar donde se produjo el tiroteo.Una patrulla del Comando Radioeléctrico de la policía local inició una persecución del asaltante, que derivó en un intercambio de disparos.

COMENTARIOS

*Los comentarios que integran esta discusión no representan la opinión de RosarioPlus. Son opiniones personales de los usuarios

Seguí leyendo