Llamativa excusa judicial para reducir sentencia a un violador

Magistrados bonaerenses redujeron la sentencia al violador de un chico de seis años y argumentaron una insólita justificación, que recibió numerosas críticas: que la víctima "ya había sido ultrajada por el padre" y "había sido acostumbrada a situaciones de travestismo".

En el marco de la causa, un dirigente del club Florida de Vicente López fue condenado a seis años de prisión por el delito de "abuso sexual con acceso carnal" contra un niño de seis años que jugaba al fútbol en esa institución.

Los jueces Horacio Piombo y Ramón Sal Llargués dispusieron recientemente la reducción de la pena. Argumentaron que el menor tenía "una orientación sexual homosexual y estaba habituado" a los abusos y "ya tiene su sexualidad definida", por lo que consideró que el delito "no fue tan ultrajante".

La sentencia ya fue apelada y se espera sea revisada por la Suprema Corte Bonaerense.

Al ser consultado sobre el fallo, Piombo argumentó ante una radio porteña: "El chiquito fue ultrajado y llevado a las cosas más infectas desde el punto de vista social por su padre. El padre ya fue juzgado en otro proceso, que no lo tenemos nosotros. Cuando viene la causa, es otro individuo que tuvo tocamientos impúdicos y cosas asqueantes con el nene y entonces quedaba ver concretamente si había una agravatoria del Código, no el delito. Lo que quedaba resolver era la existencia o no del agravante, el delito no estaba en discusión", planteó.

El magistrado afirmó que las críticas recibidas tras el fallo son "un tema político" que responden a una supuesta intención de apartarlo de su cargo.

COMENTARIOS

*Los comentarios que integran esta discusión no representan la opinión de RosarioPlus. Son opiniones personales de los usuarios

Seguí leyendo