La recaudación derivada de las exportaciones de bienes producidos en la provincia de Santa Fe registró un total de U$S 1.087,7 millones en enero del 2022, lo que significó una baja general del 17,1% en comparación a lo obtenido en el mismo mes del año pasado.

Medidos en toneladas, los volúmenes exportados presentaron una caída de 26,1%, mientras que los precios, expresados en dólares por tonelada, subieron 12,2% en relación a enero de 2021.

Todos estos datos corresponden al relevamiento hecho por el Instituto Provincial de Estadísticas y Censos (Ipec). Y si bien muestran un panorama gris en términos generales, de modo desagregado exhiben en cambio un panorama bastante dispar.

Es que el único rubro que sufrió valores negativos fue el de Manufacturas de Origen Agropecuario, en particular la exportación de harina y “pellets” de la extracción del aceite de soja (-49%), principal producto exportado en la provincia, y de aceite de soja en bruto (-66,9%).

Desagregado

El monto de las exportaciones de Productos Primarios en el mes analizado fue de U$S 192,7 millones, 90,1% más que en el mismo mes de 2021. Las cantidades medidas en toneladas aumentaron 46,7%, acompañado por un aumento en los precios de 29,6%.

En el primer mes de 2022, las ventas externas de Manufacturas de Origen Agropecuario totalizaron U$S 648,1 millones, y mostraron una reducción de 40,5% en relación al mismo mes del año anterior. En términos de toneladas, las exportaciones cayeron 49%, y los precios medios aumentaron 16,7%.

La exportación de derivados de soja ya retrocedió antes de la suba de retenciones

Se registraron exportaciones de Manufacturas de Origen Industrial por un monto de U$S 237,5 millones, 103,8% más que en igual mes del año 2021.

Los volúmenes exportados registraron un aumento de 50,3%, acompañado por una variación interanual de precios positiva de 35,5%.

El valor exportado de Combustibles y Energía fue de U$S 9,4 millones, reflejando una variación interanual positiva de 88,5%. Las cantidades exportadas aumentaron 41,2% y los precios aumentaron 31,5%.