Psicólogos piden explicaciones al Ministerio por no incluirlos como actividad esencial

Los profesionales miembros del Colegio de Psicólogos 2º circunscripción de Rosario elevaron su disconformidad al Ministerio de Salud de la Provincia, ya que anunció en su resolución n° 611 que muchas profesiones vinculadas a la salud se encuentran entre las nuevas actividades esenciales, entre las que no fueron incluidos, así como tampoco los nutricionistas ni psicopedagogos.

Al conocer esta situación pidieron una reunión a las autoridades competentes para que dieran explicaciones, pero también para acercarles la importancia de atender en forma presencial sólo para los casos que sean necesarios, sujetos a las disposiciones dispuestas a nivel nacional. “En salud mental, más que profesiones de excepción, hay que considerar situaciones de excepción”, precisaron.

“No se trata de un reclamo gremial ni económico, sino de una necesidad de ciertos pacientes por cuadros estructurales, situaciones subjetivas ante la circunstancia de esta cuarentena, o la imposibilidad de hacer terapia en sus condiciones de vida”, precisó a Rosarioplus.com Nilde Cambiaso, la presidenta del Colegio de Psicólogos, quien además es secretaria general de la Federación de Psicólogos de la República Argentina (Fepra).

Al no haber sido incluidos, los profesionales consideraron que “en esta concepción de salud no está integrada la noción la salud mental, es tomada como algo secundario, y esto revela una falta de conocimiento así como de acatamiento a la Ley de Salud Mental Nacional, que es un orgullo internacional".

Los psicólogos colegiados dicen no entender “cuál fue el criterio que tuvieron, pero lo grave que se evidencia es el desconocimiento (sea por subestimar o por ignorar) a la salud mental, ya que por ejemplo fueron habilitadas otras profesiones junto a las del Colegio de Médico, como fonoaudiólogos y kinesiólogos, como si la salud fuese sólo biológica”.

Reclamaron una reunión con las autoridades competentes para explicarles “la necesidad de exceptuar algunos tratamientos para que sean presenciales, ellos dirán cuál será el mecanismo, qué protocolo de acción tener, porque hay circunstancias que deben ser presenciales, sabemos que sería tomando todos los recaudos que nos hagan llegar”.

Con el correr del tiempo durante el período de aislamiento, desde el propio Colegio de Psicólogos promovieron que los tratamientos de muchos pacientes se realicen telefónica o de forma virtual para no interrumpir, y la idea es que continúe de esta forma hasta que se termine la cuarentena. “Estos se pudieron llevar adelante en la mayoría de los casos, pero hay algunos otros que requieren la cercanía con el terapeuta, y el reclamo es sólo para éstos casos”, aclaró Cambiaso.

El reclamo de tomar la terapia psicológica entre las actividades esenciales, ya había sido elevado por Fepra el pasado 20 de abril, en un documento al secretario de Gabinete Santiago Cafiero, donde ya expresaba “para los casos que forzosamente se necesita la presencia”, explicó la secretaria de la entidad.

El permiso de excepción ya fue otorgado en varias provincias como Entre Ríos, Misiones, Salta, San Juan, Neuquén, Jujuy, pero bajo la figura de “profesiones liberales, sin relación de dependencia como un abogado o contador, pero estamos hablando de una profesión de la salud”, consignó la doctora Cambiaso.

La dirigente de los profesionales de la salud mental confió en que las autoridades de la Salud provincial los recibirán con urgencia, ya que recibieron su reclamo esta semana, aunque desconoció cuándo, ni si su reclamo será tomado en cuenta.

El otro palo en la rueda: las obras sociales y prepagas

Algunas obras sociales y prepagas no reconocen la terapia en remoto, otras pagan un porcentaje diferencial a la atención presencial, ya que consideran que “la atención virtual es de menor jerarquía”, y otras adaptaron sus sistemas para habilitar la atención online o telefónica sin problemas.

“Lamentamos mucho que muchas prepagas no estén contemplando la salud mental (al igual que la resolución del gobierno), en medio de este contexto de aislamiento y encierro”, expresó Cambiaso sobre el tema.

Desde la Federación de los psicólogos a nivel nacional hace tiempo en la cuarentena le habían elevado a la Superintendencia de Salud que tomen medidas en relación a esto, “porque no puede quedar librado a cada obra social sin regulación, porque es una infracción y por eso pedimos que controlen y hagan cumplir o sancionen”.

“Sobre esto que veníamos reclamando, el miércoles nos encontramos con esta noticia que revela un desconocimiento de la salud mental. No es un tema laboral, sino es la concepción de salud de la población, porque toman la salud mental como algo secundario y aislado del resto de la salud, y es una falta a la Ley de Salud Mental nacional que es ejemplar”, finalizó.

COMENTARIOS

*Los comentarios que integran esta discusión no representan la opinión de RosarioPlus. Son opiniones personales de los usuarios

Seguí leyendo