sec-corbata

Nación dejó en segundo plano la negociación sobre la deuda histórica

El contexto económico tras la disparada del dólar y la decisión del Ejecutivo nacional de buscar financiamiento en el Fondo Monetario Internacional (FMI) ha frenado por el momento  la negociación por el pago de la deuda histórica de coparticipación que Nación tiene con Santa Fe.   

“Veníamos avanzando las últimas semanas. Lógicamente hemos tenido que interrumpir el diálogo porque los ministros en estos días están con otras prioridades. Vamos a tratar de retomarlo”, reconoció el gobernador de Santa Fe, Miguel Lifschitz en diálogo con Sí 98.9.

En este momento el ministerio de Hacienda y el resto de las secretarías económicas se encuentra negociando en Estados Unidos en torno a las condiciones que los directivos del FMI plantearán para otorgar el crédito que solicita el gobierno de Mauricio Macri cercano a los 30 mil millones de dólares tras la corrida del dólar. Es por eso que la definición de la deuda histórica quedó en un segundo plano.

“Seguramente esta situación económica en algo va a afectar las conversaciones. Estábamos lejos todavía de nuestras expectativas, pero hemos intentado acercarnos lo más posible. Habrá que ver si tenemos un avance significativo que nos permita cerrar un acuerdo o si queda pendiente para más adelante”, dijo el mandatario.

Por último, insistió: “Queremos cerrar esta etapa, porque no es eterna. Algunas semanas más, sino queda abierto el camino de insistir en la justicia, de insistir en la Corte Suprema para que se haga el pago. Más temprano o tarde, lo vamos a lograr”.

El valor histórico acumulado durante los siete años que Nación detrajo el 15% de coparticipación es de 50 mil millones de pesos (22.500 millones de capital) según apunta el gobierno santafesino. La administración nacional propuso pagar la deuda con bonos y obras en territorio santafesino que en el último mes se estuvieron definiendo.  

COMENTARIOS

*Los comentarios que integran esta discusión no representan la opinión de RosarioPlus. Son opiniones personales de los usuarios

Seguí leyendo