sec-corbata

Industriales en emergencia piden ayuda al gobierno para frenar los despidos

El concejal Eduardo Toniolli y la diputada nacional Lucila De Ponti presentaron este lunes el proyecto de Declaración de Emergencia Metalúrgica Nacional junto a representantes de la Unión de Obreros Metalúrgicos (UOM). Asimismo, solicitaron al municipio que proponga medidas paliativas para el sector.

La iniciativa en cuestión establece la prohibición de los despidos sin causa justa por el plazo de 180 días y la prohibición de aumento de las tarifas servicios públicos en el caso de las Pymes. Además, se insta al gobierno nacional a tomar medidas para proteger la producción manufacturera.

“Creemos que es indispensable defender el trabajo que genera la industria argentina y hay que tomar medidas urgentes para proteger a los trabajadores, que son parte central del proyecto de país. La política tiene que hacer todos los esfuerzos para cuidar las fuentes de trabajo”, señaló De Ponti.

Por otro lado, Toniolli remarcó la necesidad de sancionar una medidas en el plano de municipal relacionadas con la inspección de las habilitaciones, la posibilidad de exenciones, y “acompañar a los trabajadores de empresas en crisis con alguna medida simil REPRO para que no pierdan sus fuentes laborales”.

“Creemos que a la política anti industrial del gobierno nacional hay que contraponer desde los estados locales una política contracíclica”, agregó e indicó que “hay un número importante de empresas que han cerrado y hay más de 5 mil trabajadores en concurso preventivo de crisis”.

“El Estado local, provincial, no puede mirar para otro lado. Necesitamos que esté presente y garantice las fuentes de trabajo a través de medidas que seguramente serán paliativas pero que por lo menos permitan generar una contención a la situación”, concluyó el edil.

Por último, Antonio Donello (secretario general del gremio) advirtió: “La situación que estamos atravesando amerita que hagamos algo porque sino nos vamos a encontrar todos en el cementerio” y agregó: “Si cada vez consumimos menos, entonces producimos menos y hay suspensión o despidos”. 

“Vamos a trabajar para hacer una marcha junto con los empresarios porque la crisis la estamos pagando todos los sectores. El empresario que tiene espalda lo soporta pero si una Pyme cierra se queda sin el ingreso que tenían habitualmente”, explicó y concluyó: “El gobierno quiere cumplir con las metas del FMI y en lugar de incentivar al mercado interno, lo comprimen”.

COMENTARIOS

*Los comentarios que integran esta discusión no representan la opinión de RosarioPlus. Son opiniones personales de los usuarios

Seguí leyendo