sec-corbata

“Funes está muy lejos de ser un capo narco como dijo Bullrich”

Alan Funes en el penal de Piñero

La captura de Alan Funes y su novia fue celebrada tanto por la ministra de Seguridad de la Nación, Patricia Bullrich, como por su par en Santa Fe, Maximiliano Pullaro. Pero ambos vertieron opiniones distintas respecto del joven atrapado en Callao al 3900. Quien para la funcionaria nacional “estaba atemorizando a Rosario”, fue definido por el ministro provincial como “un delincuente violento, pero uno más de la ciudad”. Al tema se sumó el diputado e investigador Carlos Del Frade, quien actualizó el mapa narco de la zona sur y aseguró que el joven Funes “está en los últimos escalones de la comercialización del narcotráfico”.

En diálogo con Sí 98.9, el legislador por el Frente Social y Popular recordó que los Funes son “una sub banda” decidida a conseguir más poder desde la guerra originada en Barrio Municipal a partir de la muerte de Roberto “Pimpi” Caminos.  

“Esta es una pelea que lleva ya ocho años. Con el asesinato del Pájaro Cantero comienzan a generarse cada vez más enfrentamientos entre los Caminos y otras bandas que disputaban la hegemonía del negocio. Luis Medina tenía bandas vinculadas a él, y una era la de los  Funes. Estamos viendo la continuidad de aquella vieja disputa entre sub bandas con integrantes cada vez más jóvenes y feroces, pero con menor poder económico y menor poder de fuego”, se explayó Del Frade.

Más allá de recordar la historia del clan Funes, el diputado se refirió en particular al líder de la banda, Alan, detenido este martes por la mañana en un departamento de Callao al 3900. “Estoy más de acuerdo con lo que dijo Pullaro y no con lo que dijo Patricia Bullrich, que miente cuando afirma que Alan Funes tenía aterrorizado a todo Rosario”, indicó.

"Alan Funes será un muchacho muy dolido por el asesinato de su mamá y su hermano, pero está lejos de ser un capo narco o un terror para Rosario, como dijo la ministra", criticó Del Frade.

“A las observaciones hay que hacerlas en el contexto histórico, son sub bandas de bandas que en algún momento fueron importantes. Te encontrás con gente que quiere expresar un poder que en realidad no tiene”, amplió el diputado, autor de varios libros referidos al a historia narco en Rosario y la región.

El juego sigue

Carlos Del Frade indicó que más allá de los esfuerzos por detener a Funes, y de la intensidad que desde Nación y Provincia se le intentó dar a la noticia, “el narcotráfico sigue, cambian los jugadores”.

“En Argentina el año pasado se duplicó la cantidad de cocaína decomisada. En Rosario lo que aparece como interrogante es por qué las bandas llegan con tanta facilidad a los barrios. Hay que pensar qué pasó en zona sur. En la década del 70, cuando había trabajo en los frigoríficos y el ferrocarril, esto no existía, la gente vivía de su trabajo. Hoy aparece el agujero negro de la desocupación y la posibilidad de recibir los 600 mangos por día que ofrece el narcotráfico”, analizó el legislador.

Para Del Frade, “van a seguir existiendo lo negocios de armas y drogas”, siempre que se siga apuntando solamente a la marginalidad y la lupa no se coloque sobre otros sectores de la ciudad. “La mayor cantidad de narcos está en el centro, en oficinas con aire acondicionado, con abogados, con contactos, esos son los más peligrosos aunque nunca manejen un arma", sentenció.

COMENTARIOS

*Los comentarios que integran esta discusión no representan la opinión de RosarioPlus. Son opiniones personales de los usuarios

Seguí leyendo