sec-corbata

El condenado de la megaestafa que paseaba en yate puede volver a prisión

Para el empresario Marcelo Jaef, imputado en la denominada megaestafa inmobiliaria, peligra el beneficio de prisión domiciliaria. En una audiencia, este martes, se definirá si Jaef, quien pese a la domiciliaria fue visto paseando en yate por el río Paraná, tendrá prisión preventiva efectiva.

En la audiencia, además, se abundará sobre la presunción de que Jaef haya manipulado las cámaras de seguridad del club náutico donde guarda la embarcación. 

Jaef es uno de los principales involucrados en la causa que además incluye a ejecutivos y escribanos de la ciudad. Pagó el año pasado unos 2 millones de pesos en calidad de fianza para conseguir la domiciliaria, que lo habilita a salir al trabajo de lunes a viernes.

Un mes atrás, el juez Postma decidió que cumpliera su domiciliaria con el uso de una tobillera electrónica, pero los fiscales Sebastián Narvaja y Valeria Haurigot apelaron la resolución para que cumpla prisión, manteniendo su postura de que podría entorpecer la investigación, dado que tienen registro de que existieron amenazas y llamadas que intentaron influir en el proceso.

La denominada megaestafa se destapó en 2016, a partir de una investigación del fiscal de Delitos Económicos Sebastián Narvaja, luego corrido de lugar por disposición del nuevo titular de la Fiscalía Regional, Patricio Serjal. En ella se investigan una serie de maniobras por un perjuicio millonario contra propietarios de inmuebles que sufrían la adulteración de sus firmas, escrituras y demás trámites tendientes a desapoderarlas de esos bienes.

COMENTARIOS

*Los comentarios que integran esta discusión no representan la opinión de RosarioPlus. Son opiniones personales de los usuarios

Seguí leyendo