sec-corbata

El abogado de Valdés sostiene que el ex jefe de la PFA no sabe quién le disparó

El abogado del ex jefe de la delegación Santa Fe de la Policía Federal Argentina (PFA) Mariano Valdés ratificó la versión de su defendido y afirmó que el comisario fue perseguido por una camioneta y atacado en la autopista Rosario-Buenos Aires.

"Fue herido no sabe por quién, perseguido por una camioneta, que no sabe de dónde salió. Los balazos son totalmente lógicos de una persona que se ve agredida de manera inesperada y trata de cubrir su cabeza, con lo que sea, y abrir fuego”, indicó el penalista José Giacometti.

El viernes pasado, Agentes de la Tropa de Operaciones Especiales detuvieron al ex jefe de la delegación provincial de la PFA, y a su segundo, Higinio Bellagio, por incumplimiento de deberes de funcionario público.

“No fue herido por una interna policial, en absoluto”, aseguró el letrado, y remarcó que su defendido sigue sosteniendo su "versión original”. “Insistió con que fue asaltado en un hecho al voleo. Que (Higinio) Bellagio no tuvo participación en nada, porque salió de Santa Fe para colaborar con su compañero, para ver cómo estaba de salud y después se volvió”, añadió el abogado, en diálogo con LT8.

Además de abogado, Giacometti fue comisario hasta 2002.

Giacometti afirmó que “las heridas de Valdés coinciden con la explicación que dio en su declaración en Fiscalía”, y explicó: “Hizo que hace cualquier persona que se ve agredido y tiene un arma, repelió la agresión con una inclinación del cuerpo y cubriendo su cabeza con el parante del auto. Terminó baleado en un hombro y en la ingle”.

La primera versión fue que a la altura del kilómetro 258 Km una camioneta se le puso a la par del Ford Focus del comisario, y los ocupantes, en principio encapuchados, comenzaron a efectuar disparos que ingresaron por la ventanilla del conductor.

Con el pasar de los días perdió fuerza esta motivación. El propio Valdés declaró sobre un robo al voleo. En tanto su compañera, presentó certificado médico para justificar su ausencia ante la ampliación testimonial. Pero hay algunos detalles que generaron un manto de incertidumbre en la investigación y alimentaron la hipótesis de que el ataque fue a corta distancia, es decir, desde el lugar que ocupaba la suboficial ayudante Roxana González. 

En tanto, el abogado de Valdés aclaró que todavía no tuvo acceso al expediente de la causa y que, para conocer el delito del que se acusa a su defendido, hay que esperar a la audiencia imputativa de este martes por la mañana.

COMENTARIOS

*Los comentarios que integran esta discusión no representan la opinión de RosarioPlus. Son opiniones personales de los usuarios

Seguí leyendo