Cruce Alberdi: denunció un aguantadero y ahora vive amenazado de muerte

Cristian vive a pocos metros del cruce Alberdi, sobre una de las arterias más utilizadas por los rosarinos para viajar desde el norte hacia el centro y viceversa. Frente a su casa se encuentra lo que él identifica como "un aguantadero" y aunque ya acumula una montaña de denuncias realizadas, sigue sin hallar solución a a un problema que afecta a su familia y a sus vecinos.

"Yo lamento tener que llegar a los medios de comunicación para ver si se puede hallar una respuesta. Pero lo cierto es que ni desde el gobierno provincial ni municipal se me ha dado una solución. Se firmó un compromiso, se hicieron promesas, pero hace años que esto continúa igual", reveló en diálogo con Rosarioplus.com

El caso recayó en manos del fiscal Fernando Dalmau en abril del año pasado, con intervención de distintas agencias estatales como la Secretaría de Desarrollo Social municipal, el Ministerio de Seguridad y hasta la Dirección de Vivienda y Urbanismo. Los funcionarios discutieron el tema en pos de discutir un desalojo del lugar y la relocalización de un núcleo familiar que habita en el predio y que sería el corazón del problema que los vecinos acusan.

Si bien desde la Fiscalía aseguran que se actuó en relación a lo que el vecino detalla -hay dos personas detenidas-, Cristian insiste con que vive expuesto y con temor. "Mi mujer y yo estamos amenazados de muerte y acá hay una zona liberada en la que se sigue actuando de manera delictiva sin reparos", detalló. 

En diálogo con Ariel Bulsicco por 98.9 el vecino expuso: "Hace más de seis años que venimos con este tema. Es incesante. Hace tres días rompieron el vidrio de la pieza de mi hija". 

Por último, se preguntó "de dónde nacen estos hechos y por qué esta gente actúa con total impunidad sin que haya consecuencias para ellos, por más que se hagan las denuncias correspondientes".

Escuchá la entrevista completa 

COMENTARIOS

*Los comentarios que integran esta discusión no representan la opinión de RosarioPlus. Son opiniones personales de los usuarios

Seguí leyendo