sec-corbata

Amenazas a militantes: un policía federal entre los cinco detenidos

Cinco personas fueron detenidas, entre ellas un efectivo de la Policía Federal, este jueves en igual cantidad de allanamientos que se efectuaron en Rosario y dos localidades de la provincia de Buenos Aires, en el marco de la causa que investiga amenazas a referentes de organismos de derechos humanos, sociales y políticos vía Whatsapp. 

Por la mañana, tres personas fueron detenidas en tres allanamientos en las zonas de las calles Blanco Escalada al 2600, Psje Gould al 800 y Marco Polo al 400. Fueron identificados como Lisandro C., Beatriz  L. y Candela O. Los tres serán llevados a audiencia imputativa en los próximos días.

Según informaron desde Fiscalía, los allanamientos fueron resultado de medidas de portabilidad numérica, titularidad de líneas y posicionamiento geográfico de antenas. En los tres domicilios allanados se secuestró material informático, celulares, notebook, CPU y pen drives que serán peritados.

Por la tarde, se realizaron otros dos allanamientos en dos localidades del Gran Buenos Aires, donde se detuvo a otras dos personas. 

En la zona de Pablo Podestá, de la localidad de 3 de Febrero, efectivos de la Policía de Investigaciones junto a la Policía Federal detuvieron a Lucas S.  quien se desempeña como agente de la Policía Federal. En otro allanamiento, realizado en la localidad de Ensenada, se detuvo a Teresa C.

El fiscal Gustavo Ponce Asahad, de la Unidad de NN, está a cargo de la investigación y ordenó una serie de medidas para continuar la investigación. "Puedo adelantar que ya tenemos números telefónicos identificados de más de 15 personas que podrían ser detenidas", había dicho el fiscal en declaraciones a la prensa el martes.

La denuncia

El miércoles pasado, organismos de Derechos Humanos realizaron una denuncia en la que señalaron que desde principios de marzo referentes del movimiento de derechos humanos, dirigentes sindicales, sociales y legisladores nacionales, provinciales y locales fueron agregados a grupos de Whatsapp en los que fueron "intimidados y amenazados compulsivamente". 

"Muerte a Milagro Sala" o "Tucu vive", son algunos de los nombres de los grupos creados en la aplicación, a través de los cuales se profieren amenazas como: "Están todos secuestrados", "Disfruten sus últimas horas libres" o "Prepárense para ser raptado".

El fiscal contó que "luego de la denuncia se intensificaron este tipo de amenazas", con una nueva proliferación de grupos de Whatsapp amenazantes por lo que la denuncia fue ampliada el sábado en la fiscalía.

COMENTARIOS

*Los comentarios que integran esta discusión no representan la opinión de RosarioPlus. Son opiniones personales de los usuarios

Seguí leyendo