sec-corbata

A casi un año, el crimen de Lucía Pérez podría quedar impune

Lucía tenía 16 años y vivía en el sur marplatense con sus padres.
Lucía tenía 16 años y vivía en el sur marplatense con sus padres.

A casi un año, el crimen de la adolescente Lucía Pérez corre serio riesgo de quedar impune. La defensa de los tres acusados por el femicidio cometido el 8 de octubre de 2016 en la ciudad de Mar del Plata, solicitó este miércoles que sean sobreseídos y puestos en libertad de manera "inmediata", por considerar que las imputaciones no pudieron ser probadas, informaron fuentes judiciales.

La defensora oficial, María Laura Solari, presentó hoy un escrito de unas 100 fojas ante el juez de Garantías Gabriel Bombini, en el que rechazó las imputaciones de Matías Farías (24) como autor y de Juan Pablo Offidani (41) como partícipe necesario del delito de "abuso sexual seguido de muerte, agravado por el suministro de estupefacientes, en concurso ideal con femicidio". 

Del mismo modo, solicitó el sobreseimiento de Offidani por el delito de "tenencia ilegal de estupefacientes con fines de comercialización agravado por ser en perjuicio de menores de edad", y de Alejandro Maciel (61) por "encubrimiento agravado" y por "abandono de persona seguido de muerte".

La defensora se opuso así al requerimiento de elevación a juicio del caso, presentado el 15 de septiembre último por la fiscal de la causa, María Isabel Sánchez, ya que consideró que no pudo acreditarse "la exteriorización material de los delitos".

Solari señaló en su presentación que existen "irrefutables pruebas objetivas que fueron agregadas a la presente pesquisa", en especial aquellas aportadas recientemente por una Junta Médica de la Asesoría Pericial de la Suprema Corte bonaerense, que "echan por tierra la hipótesis sostenida" por la fiscal desde "el inicio de la presente causa".

Según esta pericia, Lucía (16) habría muerto por asfixia, en tanto que las lesiones que presentaba su cuerpo no necesariamente estarían vinculadas con un abuso sexual.

De acuerdo con la hipótesis detallada por la fiscal en su requerimiento de elevación a juicio, Lucí­a conoció a Farí­as y Offidani un día antes de su muerte, cuando ellos se acercaron a través de una amiga de la Escuela Media 3 de Mar del Plata para venderle un cigarrillo de marihuana.

Al día siguiente, Farías citó a la chica en su domicilio de la calle Racedo al 4800, en la zona sur de la ciudad, donde habría sido drogada y violada hasta la muerte. El cuerpo fue llevado luego a un centro asistencial de Playa Serena, y según la instrucción del caso, fue lavado y acondicionado con la ayuda de Maciel.

El juez de garantías tendrá ahora cinco días hábiles para determinar si da curso a la elevación a juicio o sobresee a los imputados.  A pocos días de cumplirse un año del crimen, Farías y Offidani se encuentran detenidos en la Unidad 44 de Batán, en tanto que Maciel fue beneficiado días atrás con una morigeración de la prisión preventiva y está internado en una institución terapéutica para tratar sus problemas de adicción.

COMENTARIOS

*Los comentarios que integran esta discusión no representan la opinión de RosarioPlus. Son opiniones personales de los usuarios

Seguí leyendo