Denuncian presiones para que Santa Fe se sume a la Cobertura Universal de Salud

Santa Fe aún no adhirió a la Cobertura Universal de Salud (CUS) y desde el Sindicato de Profesionales Universitarios de la Salud (Siprus) denunciaron que Cambiemos amenazó a la provincia con un recorte de aportes si no se suma al nuevo modelo que Nación pretende aplicar en todo el país.

"El ministro de Salud, entonado por su aparición pública en el debate sobre la despenalización del aborto y contando ahora con los fondos frescos del Banco Mundial, ha lanzado una campaña de presiones sobre las provincias que no firmaron la CUS", denunciaron desde Siprus. Advirtieron que las provincias que no firmen la adhesión "no recibirán los programas nacionales de medicamentos, vacunación y otros ya vigentes".

En julio de 2016, el gobierno nacional dio a conocer, mediante decreto 908/2016, una reforma del sistema de salud, promovida desde organismos internacionales como la Organización Mundial de la Salud, el Banco Mundial, el Banco Interamericano de Desarrollo y la Fundación Rockefeller, entre otros.

Al tener la Argentina un sistema federalizado, donde los gobiernos provinciales despliegan su propia política en el área, como sucede en Educación, son los gobierno provinciales los que definen si adherir o no a la CUS, cuya aceptación viene acompañada de un monto de dinero para su aplicación. Hasta ahora, 14 provincias ya aceptaron la implementación del nuevo plan, pero en Santa Fe aún no ha definido su posición.

"Si la amenaza del ministro (de Salud de la Nación) Adolfo Rubinstein se lleva a cabo, Santa Fe dejará de recibir hasta el 8% de su presupuesto sanitario lo cual configura un verdadero atentado contra la salud de los santafesinos de índole claramente anticonstitucional, ya que los programas se financian con impuestos coparticipables como el IVA, que pagan todos los pobladores de la provincia, en particular los más pobres", advirtieron desde el sindicato.

Por su parte, la ministra de Salud de la provincia, Andrea Uboldi, adelantó que en el último Consejo Federal de Salud (CoFeSa) las provincias que todavía no se sumaron al plan nacional hicieron planteos "sobre las consecuencias de firmar o no firmar la adhesión" pero no han obtenido respuestas concretas.

"Nosotros todavía no adherimos, hasta no tener un poco más clara la definición sobre el tema CUS no lo vamos a hacer", indicó la funcionaria, en diálogo con Rosarioplus.com, y agregó: "Hay una serie de programas que están en el CUS, por eso está la sospecha de que si uno no firma va a tener problemas en el financiamiento".

El próximo 15 de agosto se realizará un nuevo encuentro entre los ministros de Salud de todo el país y Adolfo Rubinstein, y a partir de dicho encuentro el Gobierno Provincial tomará una posición en cuanto al tema.

Un premio para los que se sumen al CUS

A fines de mayo, el Banco Mundial aprobó un crédito por 300 millones de dólares destinados a la implementación del Proyecto de Apoyo a una Cobertura Universal Efectiva de Salud en Argentina.

“Este proyecto representa para el país una gran oportunidad para avanzar en el camino hacia la cobertura universal de salud que permitirá ampliar la cobertura efectiva en la población más vulnerable y muestra el acompañamiento de los organismos multilaterales a las políticas que estamos llevando adelante", había manifestado el ministro Rubinstein, al conocer la noticia de la aprobación del crédito.

Además del aporte internacional, el gobierno nacional realizará un aporte adicional de 350 millones de dólares. Este aporte del Estado argentino financiará los pagos por cápita, es decir el valor fijo por paciente, para la provisión de prestaciones médicas seleccionadas (generales y de alta complejidad) en los sistemas públicos de atención.

"Los organismos internacionales de crédito mantienen una línea coherente: establecer un seguro de pobres en Argentina, transferir a estos seguros los fondos de los presupuestos históricos de hospitales y centros de salud, convirtiéndolos en un actor más en el mercado, actor que deberá salir al ruedo a competir por “la clientela”, mejorando su “eficiencia” a través de un sistema de premios y castigos económicos para el personal”, denunciaron desde el Sindicato de Profesionales Universitarios de la Salud.

COMENTARIOS

*Los comentarios que integran esta discusión no representan la opinión de RosarioPlus. Son opiniones personales de los usuarios

Seguí leyendo