sec-corbata

Todo lo que pasó en el comienzo del juicio a Los Monos

Fue un día intenso en el flamante Centro de Justicia Penal. Un día histórico según palabras de distintos actores del mundo político y judicial. Comenzó el juicio a la banda Los Monos y desde temprano toda la atención se centró en la manzana delimitada por las calles Sarmiento, Virasoro, Mitre y Rueda. Polémicas, reclamos y el pedido formal de la Fiscalía para que se apliquen duras penas a los principales imputados marcaron el accidentado ritmo de la primera jornada.

Desde el lunes el imponente edificio de barrio Hospitales estaba listo para la esperada jornada. Una guardia de 180 policías armados aseguró el normal desarrollo del juicio en su primer día. Por allí, a lo largo de las próximas semanas, desfilarán 280 testigos y se someterá al veredicto del tribunal a 25 personas incluidos miembros de la banda y 13 miembros de fuerzas de seguridad.

Estaba previsto que la primera audiencia se desarrollara desde las 9, pero la jornada estuvo marcada por los intentos de la defensa y los acusados por desacelerar el proceso. Los ocho imputados que están detenidos se negaron a ingresar a la sala de audiencias, en el segundo piso del Centro de Justicia Penal (CJP). Lo curioso fue que algunos de ellos, para forzar la demora, se quitaron la ropa en la antesala del recinto de audiencias.

En tanto, los abogados defensores de los que cumplen prisión preventiva interpusieron un hábeas corpus por considerar que las condiciones de detención en el CJP son deficientes y no garantizan derechos mínimos. Finalmente, culminada la jornada los principales incriminados en la investigación dejaron las instalaciones de Mitre y Virasoro y fueron trasladados al penal de Piñero. El proceso se repetirá este miércoles pese a la reticencia por parte del Ministerio de Seguridad de la provincia, que teme que haya posibles intentos de rescate violentos o ataques en los trayectos del convoy que traslade a los detenidos.

También Los Monos recusaron a dos miembros del tribunal que los juzga (los jueces Ismael Manfrín e Isabel Mas Varela) por considerarlos carentes de imparcialidad, pero el pedido fue rechazado en el inicio del proceso oral y público. El autor de la presentación fue el abogado Carlos Edwards, defensor del Viejo Cantero y de Monchi Cantero.

Uno de los momentos más calientes fue el pedido de penas presentado formalmente por la Fiscalía. Se reclamaron 41, 24 y 10 años de prisión efectiva para Ramón Ezequiel Machuca, Ariel Máximo “Guille” Cantero, y Máximo Ariel “El Viejo” Cantero, respectivamente. Además, los cinco fiscales pidieron penas de prisión para los otros 23 acusados de formar parte de una asociación ilícita. En todos los casos, la acusación de la Fiscalía es por autoría y participación en diferentes delitos.

El juicio continuará este miércoles desde las 9 con la continuación de los alegatos de apertura y declaraciones de los imputados.

COMENTARIOS

*Los comentarios que integran esta discusión no representan la opinión de RosarioPlus. Son opiniones personales de los usuarios

Seguí leyendo