sec-reposera

Mirtha Legrand le hizo pasar un mal momento a un invitado y Twitter explotó

Mirtha Legrand le hizo pasar un muy mal momento a uno de sus invitados a la mesa de su programa de este domingo. Se trata del periodista Mario Massaccesi, a quien la anciana conductora de TV le preguntó a boca de jarro: "¿Fuiste violado?". Y aunque el hombre se rehusó a hablar de ello, Legrand insistió y machacó sobre ese punto. La actitud de la diva desató el repudio general en redes sociales.

"Una vez, aquí sentado, dijiste que tenías un secreto que jamás le habías dicho a tu familia… ¿Seguís sin confesarlo?", arrancó Legrand en la mesa mientras miraba al periodista, ya visiblemente incómodo. "No me gusta la palabra confesión. Es una situación muy dolorosa que viví, muy fea, que lógicamente ha marcado mi vida", le respondió.

—Yo salí solo y huí hacia adelante con este sueño, yo sabía lo que quería hacer en mi vida. Siempre digo que el periodismo me salvó de todas las maneras que una persona se pueda salvar. Tenía muy claro a dónde tenía que ir. Entonces no me quedé en el drama -continuó Massaccesi.

—Qué analítico que sos -comentó Legrand.

—Bueno, es que trabajé mucho para poder sanar el dolor. Yo me ocupé sobre todo de ser feliz: trato y soy feliz cada instante de mi vida, aún en aquellos momentos desagradables. Toda la felicidad que he vivido, sobre todo desde los 33 años a esta parte, ha compensado el dolor que tuve cuando era chico, adolescente y joven.

—¿Fuiste violado? -insistió.

—No lo voy a decir. Nunca lo voy a decir, fue mucho más que eso. Fue dramático. Y tengo el respeto de mi familia. La primera vez que estuve acá… Obviamente en mi casa nos ven, en Río Cuarto nos ven, y al día siguiente comenzaron todos los canales de televisión… 

—Claro, a preguntar, porque todos queríamos saber -siguió Legrand.

Massacesi mantuvo la compostura a pesar la violencia implícita de la situación causada por su anfitriona y dejó en claro una vez más que no quería hablar de aquello. "Pertenece al ámbito de la intimidad. Yo considero que hay un límite de protección con uno mismo, salvo que uno tenga ganas de contarlo".

—Ahora se cuenta todo en televisión -replicó Legrand con un ánimo por la repregunta que no suele tener con otros entrevistados.

Para dos invitadas que estaban en la mesa fue demasiado e intercedieron. "Hay que respetar el tiempo de la víctima que habla cuando puede, no cuando se quiere o se espera que hable", dijo Carla Quevedo, la actriz que interpretó a Alicia Muñiz en la serie Monzón. Mientras que Amelita Baltar agregó: "Respetarse uno para que no lo manoseen".

"Hay un ámbito de intimidad que hay que cuidarse, eso es conocerse también", agregó Massaccesi, quien continuó contando las consecuencias de su visita anterior al programa: "Al día siguiente yo llamé a mi familia. No pertenezco al club de la pelea, no me interesa. Mi hermana me dijo: 'Nosotros estamos con los brazos abiertos… Sabemos quién sos, sabemos la clase de persona que sos, el laburante que sos, el soñador que siempre fuiste, y nosotros admiramos eso. Lo único que podemos hacer es tener los brazos abiertos, si vos querés acá estamos, sino está bien igual'. Y yo respeto mucho ese silencio de protección, de cuidado, de amor, de respeto. Nunca lo voy a contar públicamente".

Enseguida apareció el repudio en la red social Twitter.

COMENTARIOS

*Los comentarios que integran esta discusión no representan la opinión de RosarioPlus. Son opiniones personales de los usuarios

Seguí leyendo