sec-reposera

A seis años del fin de Breaking Bad llega la secuela

El Camino: Una película de Breaking Bad”, cinta que da continuidad a la popular serie que relataba la historia de cómo un profesor de química y su ex alumno se metían de lleno en el negocio del narcotráfico “cocinando” metanfetaminas, estrenará este viernes a través de la plataforma de Netflix.

Breaking Bad” tuvo 62 episodios a lo largo de cinco temporadas y, tras su final el 29 de septiembre de 2013, logra mantenerse firme en todos los ránkings en los que críticos y medios especializados consagran periódicamente a “las mejores series de la historia”.

Suele estar ahí, cabeza a cabeza en las clasificaciones con Los Soprano, a partir no sólo de la inmensa popularidad que llegó a acumular sino sobre todo por sus contribuciones a la narrativa televisiva, en especial al desafío del arquetipo establecido de lo que es un héroe y lo que es un villano.

La serie seguía a Walter White (Bryan Cranston) y a Jesse Pinkman (Aaron Paul), quienes atravesaban un sinfín de peligros y adversarios mientras se adentraban en un mundo para el que no estaban preparados.

Aquel último episodio concluía la historia para Walter White, quien moría en la operación de rescate de su amigo/enemigo Jesse, cautivo de un grupo de neonazis y esclavizado y obligado a “cocinar” metanfetaminas para ellos.

Su creador, Vince Gilligan, vuelve a escribir y dirigir esta película de 122 minutos que retoma la trama de Jesse justo donde el espectador lo dejaba en la serie, recuperando su libertad y encarando el asfalto a bordo de un Chevrolet El Camino rumbo a un futuro incierto.

Filmada en completo secreto en Albuquerque, Nuevo México, “El Camino...” propondrá entonces una posible clausura para la historia de Pinkman, que por supuesto en su comienzo estará lejos de ser idílica.

Es que por lo que adelantó Netflix antes de su estreno, la muerte de sus captores (y de la mayoría de los que sabían algo de sus actividades) al final de la serie no aseguró una transición pacífica de vuelta a la vida en sociedad.

Con la policía detrás de sus pasos, Jesse regresará a pedirles refugio a sus amigos delincuentes Badger y Skinny Pete (Matt Jones y Charles Baker), antes de enfrentar una última vez los fantasmas de su pasado.

“Espero que cuando estrene la gente no diga 'Debieron dejar a este tipo como estaba'”, dijo Gilligan al sitio The Hollywood Reporter, en referencia a su arriesgada decisión de sumar un nuevo capítulo a la franquicia de “Breaking Bad” (al que se agrega el muy buen spin-off “Better Call Saul”).

El realizador afirmó que nunca le habló a nadie del proyecto “porque no estaba seguro si alguna vez lo haría”, pero que eventualmente él mismo comenzó a preguntarse “¿Qué pasó con Jesse?”.

COMENTARIOS

*Los comentarios que integran esta discusión no representan la opinión de RosarioPlus. Son opiniones personales de los usuarios

Seguí leyendo