sec-juego

Dos jugadores canallas ya enfrentaron a San Pablo y van por la revancha

El azar volvió a cruzar a Rosario Central y San Pablo, en la primera fase de la Copa Sudamericana, y Leo Fernández ya tiene dos cartas bajo la manga para enfrentar al conjunto brasileño. 

En los octavos de final de la Copa Libertadores 2004, el canalla fue eliminado por el equipo paulista por penales (5 a 4), luego de empatar dos a dos en el resultado global. En aquellos partidos, que terminaron 1 a 0 a favor del auriazul, en el Gigante de Arroyito, y 2 a 1 en beneficio del tricolor, en el Estadio Morumbí; Paulo Ferrari y Germán Herrera fueron jugadores clave del equipo de Miguel Ángel Russo.

Por entonces, el lateral derecho, con apenas 22 años, se encargó de convertir uno de los penales de la definición que terminó con la eliminación canalla. Además del Loncho, marcaron desde los doce pasos  Horacio Carbonari, Germán Herrera y Leonardo Talamonti; en tanto, los disparos del arquero Julio Gaona y Matías  Irace fueron neutralizados por Rogerio Ceni.  

En tanto, el Chaqueño que por entonces tenía 19 años y pocos partidos en primera división, no sólo anotó el penal que le tocó ejecutar sino que fue el autor del único gol que Central anotó en el Morumbí.

Catorce años después, Ferrari y Herrera tendrán la oportunidad de tomarse revancha ante San Pablo y festejar en Brasil el pase a la segunda fase de la Copa Sudamericana.

COMENTARIOS

*Los comentarios que integran esta discusión no representan la opinión de RosarioPlus. Son opiniones personales de los usuarios

Seguí leyendo