El Congreso español aprobó esta mañana la destitución del ahora ex presidente Mariano Rajoy, que gobernaba desde diciembre de 2011, al votar favorablemente una moción de censura presentada por el opositor socialista Pedro Sánchez, quien será su sucesor.

Rajoy se despidió del cargo minutos antes de votarse la moción de censura. "Ha sido un honor haber sido presidente del Gobierno de España y dejar una España mejor de la que encontré", dijo en una breve intervención. 

El líder del PSOE fue quien impulsó la censura al hasta ahora jefe del Ejecutivo por no asumir responsabilidades políticas después de que la Justicia condenara al conservador Partido Popular (PP) -que lidera Rajoy-, por beneficiarse de una trama de corrupción denominada caso "Gurtel".

El líder del PSOE es el nuevo presidente español
El líder del PSOE es el nuevo presidente español

Sánchez logró el apoyo de 180 diputados, cuatro más de los 176 necesarios para la mayoría absoluta en el Congreso, lo que le permitió desalojar a Rajoy del Ejecutivo este viernes. Minutos después de la votación, Sánchez fue elegido nuevo presidente del gobierno español tras obtener la mayoría absoluta del Congreso de los Diputados.

La acusación

La Justicia condenó a 29 empresarios y ex políticos del Partido Popular, entre los cuales el ex tesorero del partido Luis Bárcenas, al considerar que hubo una contabilidad paralela que benefició a la agrupación política. Según la sentencia, el testimonio de Rajoy como testigo durante el juicio no fue lo “suficiente verosímil” para explicar y rebatir las pruebas de la contabilidad del partido.