¿Quién dijo que no hay científicos metaleros? Una nueva especie de de víbora africana fue descubierta en Guinea Ecuatorial, se caracteriza por su cabeza en forma triangular, escamas escaladas y obviamente un veneno rápidamente letal.

Fue bautizada "Atheris Hetfieldi" por el equipo de especialistas que la encontró, en el que parece que hay muchos amantes de Metallica, ya que su nombre estuvo inspirado por James Hetfiel, el vocalista de la mítica banda de rock.

"Queríamos rendir tributo a él, como un agradecimiento por todas las buenas vibras que ha transmitido su música a la vida personal y profesional de todos nosotros", dijeron Luis Ceriaco y Mariana Marques, los investigadores que lideraban al equipo encargado de estudiar a esta nueva especie.

Y el nombre no podría haber sido más acertado, ya que no parece haber nada más metalero que ser una misteriosa serpiente desconocida, venenosa y que vive en la base de un volcán en el medio de un bosque tropical.