El investigador del Conicet, Ernesto Kofman, realizó un estudio matemático del crecimiento de los casos positivos de coronavirus en la ciudad y estimó que para mediados de septiembre, Rosario registrará más de 350 casos diarios. 

"En el departamento Rosario estamos teniendo una tasa de crecimiento constante desde hace seis semanas", señaló el doctor en Ingeniería, en diálogo con Ariel Bulsicco en Sí 98.9. "Las proyecciones que hicimos a fines de julio dan perfecto lo que está pasando hoy", agregó.

En cuanto a la metodología que utiliza su equipo de trabajo para anticipar la cantidad de nuevos contagiados en la región, el profesor de la Facultad de Ciencias Exactas, Ingeniería y Agrimensura de la Universidad Nacional de Rosario (UNR), explicó: "Trabajamos con modelos que tratan de proyectar una semana hacia adelante".

Sobre los números actuales, Kofman dijo: "Esto delata que no hubo cambios y seguimos comportándonos socialmente de la misma manera por más de seis semanas". "Los casos nuevos se van duplicando cada 12 o 13 días, si sigue así va a traer problemas", advirtió.

En tanto, el investigador del Conicet anticipó que la proyección para el departamento Rosario, en mediados de septiembre, es de 400 casos diarios. Y comentó que en la ciudad el número sería "un poquito menos", unos 350.

El Ministerio de Salud de Santa Fe reportó este martes una nueva cifra inédita de contagios. Con 354 casos confirmados y cinco víctimas fatales la curva continúa acelerándose y el total llega a 5380. De los nuevos casos, 146 pertenecen a la ciudad de Rosario.

"Hace falta más distanciamiento social", afirmó el doctor en Ingeniería y recordó: "Lo que funcionó durante varios meses en Rosario fue el sistema de rastreo de casos y aislamiento de la Municipalidad. Eso está completamente desbordado".

Para finalizar, Kofman sugirió que las personas con síntomas compatibles con la enfermedad del coronarivus, hagan un rastro particular de las personas con las cuales tuvieron contacto en los últimos dos días y propongan un aislamiento social por 14 días para prevenir la expansión del virus. Esta medida, permitiría controlar la cuerva de casos que sigue en ascenso.