El megaoperativo que llevaron adelante fuerzas federales y de la policía provincial dejó varios datos de peso. En primer lugar porque de todos los allanamientos realizados en Rosario y alrededores, uno de ellos fue en una comisaría, la 29ª de Villa Gobernador Gálvez. Por otro lado, se detuvieron a 30 personas entre ellas un policía. Y por último, narcos recibieron a balazos a uniformados que intentaban ingresar al domicilio.

Los 39 allanamientos se realizaron en el marco de una investigación por narcotráfico ordenado por la Fiscalía Federal Nº 1, a cargo del fiscal Guillermo Lega, e interviene el Juzgado Federal Nº 4 del juez Marcelo Bailaque.

Todo se inició por la mañana, ni bien el día comenzaba, y con intervención de la Policía Federal, de la Policía de Investigaciones (PDI) y de la Prefectura Naval. Quizás el allanamiento de mayor trascendencia fue el que se realizó en la comisaría 29ª de Villa Gobernador Gálvez y también en el domicilio de un suboficial que cumple servicios en esa dependencia. Finalmente el agente quedó detenido.

Pero no menor fue el episodio que sufrió un grupo de la Policía Federal que al irrumpir una vivienda ubicada en Belgrano al 2400, en Alvear, fue recibido con disparos de arma de fuego. Dos policías resultaron heridos pero se encuentran fuera de peligro.