En el marco del caos que tuvo lugar este miércoles en el Parque Independencia, copado por hinchas de Talleres y Banfield que llegaron al Coloso para presenciar una de las semifinales de Copa Argentina, la Jefa de Policía de Rosario respondió a las críticas de la secretaria de Control y Convivencia, Carolina Labayrú, y aseguró que  "fuera del estadio el control es municipal".

"El balance es bueno, el operativo se llevó adelante tal cual se planificó. Hubo tres reuniones previas con todos los que participábamos. Quizás faltó un poquito más de coordinación, como sucede en un partido habitual", aseguró en conferencia de prensa Margarita Romero al tiempo que subrayó que "fuera del estadio siempre el control siempre es municipal".

En este sentido, la jefa de policía hizo hincapié en que el accionar de los "trapitos corresponde a Tránsito municipal" y remarcó: "Cuando lo solicitaron, la policía se acercó y se invitó a las familias -que estaban haciendo un asado- a apagar el fuego, por los árboles históricos que hay en el parque".

Asimismo, Romero indicó que fueron 440 los efectivos afectados a la seguridad del partido. "Dentro del estadio y alrededores no se cometió ningún hecho ilícito", remarcó.