Bajo el lema "Nos une el dolor", los familiares de Joaquín Pérez, Lautaro Aranda, Maximiliano Gómez, Bocacha Orellano e Iván de San Segundo se concentraron en el predio del Centro de Justicia Penal este lunes para reclamar respuestas de la Fiscalía porque perciben falta de avances en todas las investigaciones.

Indiana, pareja de Joaquín a cuatro meses de su asesinato en Arroyito relató en el móvil de Sí 98.9 que "la causa está en foja cero como el día uno, a pesar de que había pruebas suficientes: cámaras, huellas, el arma homicida, las balas, todo para encontrar a los asesinos. Y no hay novedades, cada vez que llamamos nos dicen que están investigando".

Recordó además que "el fiscal de la causa es Adrián Spelta" el cual se encuentra "suspendido por corrupción, qué podemos esperar entonces de la Justicia", ironizó.

El papá de Maxi Gómez, por su parte, contó también la tragedia de su familia y la sensación de desasosiego que la envuelve desde el 23 de diciembre: "Mi hijo salió de trabajar ese día de (la fábrica de electrodomésticos) Liliana y dos personas en una moto en la avenida Circunvalación lo mataron de dos disparos, todavía no entendemos por qué".

Sobre esta causa precisó que no se supo nada de los autores, ya que "la fiscal contrajo covid, comenzó la feria, y ahora que están volviendo de la feria al momento no hubo muchos avances".

La hipótesis es que podrían haber confundido al joven con otra persona, precisó el padre, ya que Maxi "era un chico trabajador que no tenía problema con nadie. Viajaba con la novia y gracias a Dios a ella no le pasó nada", recordó.