El Juzgado Federal de Victoria, a cargo de Federico Martín, admitió como querellante al municipio de Rosario en la causa de las quemas de las islas del Delta del Paraná.

La figura del querellante "habilita a participar activamente en la investigación del hecho, aportando y sugiriendo medidas probatorias, interviniendo desde la posición de parte respecto de actos que disponga el órgano de la acusación durante la investigación y propiciando un trabajo conjunto con la fiscalía y el juez en la dilucidación de lo acontecido, remarcaron fuentes judiciales. De esta manera, se asegura la protección de los intereses de las víctimas dentro de un proceso.

El municipio ya se había constituido como querellante en la causa contra las quemas cuando el expediente se tramitaba en el juzgado federal de Paraná. Pero desde que el año pasado se creó el juzgado federal en Victoria, hubo que renovar el trámite. 

El intendente Pablo Javkin, junto a otros intendentes y presidentes comunales de la región, había mantenido una serie de reuniones el miércoles pasado en Victoria con el objetivo de avanzar en distintas acciones para evitar que se repitan los incendios en las islas del Delta del Paraná, entre ellas la prohibición de emprendimientos inmobiliarios o de agricultura extensiva en la zona.

Allí el jefe municipal había señalado la expectativa de lograr el reconocimiento del municipio como querellante para participar de manera activa del desarrollo de la causa penal.