La Asociación de Empleados de Comercio (AEC) criticó fuerte la actitud de los concejales Martín Rosúa (UCR) y Carlos Cardozo (PRO) que buscan frenar la aplicación de la Ley de Descanso Dominical tras un fallo en el norte provincial. “Esto desenmascara a estos concejales que son representantes de las multinacionales en Rosario”, disparó Juan Gómez, secretario del gremio.

Los concejales aprovecharon el fallo judicial que decretó la inconstitucionalidad de la Ley de Descanso Dominical y las ordenanzas municipales de las ciudades de Reconquista y Avellaneda para pedir a la intendenta Mónica Fein que no aplique la ordenanza que adhiere a la ley provincial. Ante esto, Gómez afirmó que se reduce a “una cuestión jurídica exclusiva de Reconquista” y que tienen “el compromiso de Fein de no vetar la ordenanza”.

El concejal Cardozo entiende que el fallo seguramente será apelado y eso demandará un fallo definitivo por parte de la Corte Suprema provincial, por lo que debería esperarse esta decisión antes de comenzar a cerrar los domingos. “Decir que se expida la Corte es una chicana para darle tiempo a los grandes supermercados lo de esperar a la Corte”, afirmó Gómez.

Ellos perdieron el debate en el seno del Concejo, que ya se expidió y ahora los propios integrantes quieren que no se aplique la norma. Coinciden con Coto cuando rompió la Legislatura o apretó a los concejales que votaron a favor. Defienden intereses ajenos a los de la ciudad”, explicó el dirigente.