Las chicanas, acusaciones y denuncias públicas florecen en épocas electorales y muchas veces se repiten enunciados que carecen de fundamentos lógicos y legales, pero son útiles para intentar posicionar ciertos temas en la opinión pública. 

Este miércoles, el concejal de Cambiemos, Carlos Cardozo, volvió a denunciar, a través de su cuenta de Twitter, que en "el apuro por terminar el tren" la ex presidenta Cristina Fernández de Kirchner y el ex ministro del Interior y Transporte, Florencio Randazzo, "compraron unos durmientes de mala calidad que se partían". "Hubo que cambiarlos y ese chiste nos está saliendo 450 millones", señaló el edil.

Las acusaciones del edil macrista fueron refutadas por Eduardo Toniolli, concejal del Partido Justicialista, quién afirmó: "Es una denuncia, entre comillas, que cada tanto intenta reflotar el Pro, dejando entrever que es un caso de corrupción donde se compraron durmientes en mal estado; si realmente esto fuera así debería haber una denuncia judicial, pero no la hay".

"Se trata de un remanido intento por justificar la falta de acción de esta gestión del gobierno nacional sobre NCA (Nuevo Central Argentino), que es la concesionaria de las vías, a la cuál nunca se la ha presionado para que permita que los trenes vayan a más velocidad", agregó, en diálogo con Rosarioplus.com.

Además, el edil peronista explicó que el porcentaje de durmientes que Cardozo denunció como defectuosos (60 mil) es mínima para una obra tan extensa (875 mil vigas para tren) y aclaró que los inconvenientes en algunas piezas es algo habitual y que es tenido en cuenta por las empresas que están a cargo de los proyectos.

En cuanto a la posición del gobierno nacional en cuanto al fomento del tren de pasajeros, Toniolli recordó: "Estaba en pleno proceso de licitación el tramo Rosario - Amrstrong, para la ruta Rosario - Córdoba, pero se suspendió y no se volvió a reanudar". 

"Guillermo Dietrich (ministro de Transporte de la Nación) fue claro, en mayo del año pasado, en la Bolsa de Comercio, dijo que para Rosario y la región los únicos trenes que va a haber son los de carga. Ese es el compromiso que tiene este gobierno con los trenes de pasajeros", apuntó.

Asimismo, sobre las acusaciones del concejal de Cambiemos, Toniolli señaló: "El compromiso de (Carlos) Cardozo también es nulo. Los concejales del Pro, junto a la Secretaría de Planeamiento y el municipio, fueron los grandes lobbistas para instalar un estacionamiento subterráneo en la puerta de la ex Estación Rosario Central, que dejaba sin uso sus vías".

Por último, el edil aclaró que para logra una mayor velocidad del tren en el área urbana de la ciudad "se tiene que llevar adelante, entre los distintos niveles del Estado, algún tipo de articulación para poder brindar solución habitacional a las personas que están en los asentamientos a los costados de la vía".