La ONG bonaerense de Consumidores Responsables puso manos a la obra y planteó una serie de consejos para que los usuarios puedan disfrutar del Hot Sale, este lunes y martes.  

Henry Stegmayer, titular de la asociación, explicó que "siempre decimos que se trata de una buena oportunidad para aprovechar los descuentos, pero tenemos que estar alerta porque aumentan las posibilidades de tener problemas con la compra”. A la par que destacó que la posibilidad de la oferta y la compra online no elimina la vigencia de los derechos de los consumidores.

"Ante un conflicto con determinado producto ningún vendedor se puede excusar de resolver la situación por haber sido adquirido mediante esa metodología", dijo y precisó que "una de las cuestiones más importantes a tener en cuenta es la revocación de la aceptación, expresada en el artículo 34 de la ley 24.240 de Defensa del Consumidor, mediante el cual el comprador tendrá 10 días corridos para arrepentirse y ese plazo se cuenta desde la fecha en que se entrega el producto o se celebra el contrato".

Sostuvo que "simplemente tiene que notificar al vendedor de su arrepentimiento y el traslado del bien corre por cuenta de este" y añadió que "este derecho debería estar aclarado en todas las páginas web de las empresas que participan del Hot Sale, pero lamentablemente son muy pocas las que lo tienen".

“Una de las principales quejas que recibimos en este tipo de eventos tiene que ver con publicidad engañosa. Casos de consumidores que compran determinados productos que visualizaron en la pantalla de su tablet o computadora y cuando los reciben son totalmente diferentes o de otra calidad a la ofertada", explicó.

Según destacó “hay firmas que aprovechan este tipo de iniciativas para deshacerse de stock obsoleto y de baja calidad”, lo que viola los artículos 4º y 8 de la ley de Defensa del Consumidor.

Otra situación que resaltaron desde Consumidores Responsables es que los sitios online "terminan colapsados" y muchas veces la operación de compra no se llega a concretar y eso, que parece un error, es en realidad una estrategia muchas veces utilizada por las grandes cadenas para hacerse de una base de datos de consumidores.

Además, destacaron que la Ley de Defensa del Consumidor obliga a la empresa a cumplir con la oferta en caso de que la operación falle por culpa de los mecanismos de venta o falta de productos. Incluso, si eso ocurre, la empresa deberá mantener el precio aún pasado la fecha de la oferta.

Stegmayer pidió "obtener los datos de la empresa que se está comprando. Conservar los datos enviados por correo electrónico y también la dirección de url donde se realizó la compra"; resaltó la importancia de archivar los correos electrónicos enviados y recibidos durante la compra, de realizar capturas de pantalla de las imágenes y los textos mostrados durante la publicidad del producto e imprimirlos; y solicitar la factura de lo comprado, y el remito de entrega.