Lollapalooza, dos días locos coronados por el Príncipe del Rap

“¡Me gustó el fernet!”, fue el primer grito tribunero de la tarde nublada de viernes del festival Lollapalooza. Jesse Hughes, el frontman de Eagles of Death Metal, la banda que hacía su debut en el país y que estuvo en boca de todos hace unos meses por el ataque terrorista  en Le Bataclan en París, coqueteaba con el público local que arengaba con las guitarras bien fuertes, ese sonido de garage inconfundible y una remera de Ramones (“¡Hey, ho, let's go!”, gritaban todos) acorde para la situación.

Ese fue (casi) el comienzo de dos días (viernes 18 y sábado 19) en los que hubo shows para todos los gustos y edades. La tercera edición de Lollapalooza Argentina dará que hablar aún más que las anteriores, incluso más que el show de Jack White (con la adición de Robert Plant) en 2015: Eminem pisó por primera vez suelo argentino. El rapero de Detroit llegó 20 años después de su debut discográfico pero el momento no podría haber sido más acorde. Con su madurez mental, su experiencia para sostener un show de hora y media escupiendo fraseos con un flow preciso como pocos pueden, y un boombox gigante de fondo, Marshall Mathers (su verdadero nombre) demostró que es el mejor MC del mundo (que vengan Kanye West y Kendrick Lamar a demostrar lo contrario) y que esos hits de principios del milenio (“The Real Slim Shady”, “The Way I Am”, “Stan”, “My Name Is”, “Lose Yourself”, “Without Me”) son inoxidables.

Eminem en Argentina. (Jeremy De Putat)

Pero antes de que Eminem juntara cerca de 40 mil personas de todos los géneros y edades (chicas de 15 años trataban de seguir el ritmo de sus nuevas canciones) en la noche de viernes, hubo un desfile de bandas y Djs en los cuatro escenarios dispuestos en el predio del Hipódromo de San Isidro. Mientras las guitarras filosas de Eagles of Death Metal todavía resonaban en el Main Stage 1 promediando las 4 de la tarde, en el escenario Alternative aparecía la rubia Ritzy Bryan con guitarra en mano liderando a The Joy Formidable, el trío galés que trataba de sonar más fuerte que la bella Jack Novak, que se hacía cargo de las bandejas en el Perry's Stage, dedicado exclusivamente a la electrónica. En el Lollapalooza hay que tener muy en claro qué ver para no estar corriendo de un escenario a otro como un desesperado.

El gran atractivo de la tarde fue el dúo de hip hop alternativo Twenty One Pilots, que con su show extremadamente adrenalínico, cautivaron al público festivalero que disfruta de los mimos y demagogia de quienes están arriba del escenario: remeras de la Selección argentina, tocar la batería encima del público o subirse al mangrullo, fueron los condimentos necesarios para que en esos 45 minutos de presentación se llevaran todos los aplausos.

Los australianos de Tame Impala, liderados por Kevin Parker, también hicieron sentir su localía (ya llevan diez shows en el país) siendo uno de los sets más convocantes de la primera jornada. Su psicodelia rockera cerró el Main Stage 2 y puso en trance a un público que los recibe de la mejor manera cada vez que vienen. Of Monsters and Men (tercera presentación en Argentina) también lograron cautivar a muchos con su folk-pop de las tierras de Björk y Sigur Ros, Islandia. El gran atractivo local de la noche fue Illia Kuryaki & the Valderramas que adelantaron su nuevo disco y tuvieron al cantante de soul Miguel como invitado de lujo en el cierre del escenario Alternative.

Lollapalooza Argentina 2016
Lollapalooza Argentina 2016

Al sábado 19 lo lideraron las mujeres: Florence Welch, Yolandi Visser, Marina Diamandis y Brittany Howard estuvieron al frente del Día 2 que tuvo entre sus shows más convocantes al de Noel Gallagher y Mumford & Sons. También nublado, la tarde de sábado arrancó más ecléctica que nunca entre el blues acelerado de Vintage Trouble (Ty Tylor demostró ser uno de los grandes frontman del momento) en el Main Stage 2, Boom Boom Kid revoleando sus rastas en el escenario Alternative y Leo García haciendo bailar a todos en el Perry's Stage.

El blues y el soul fueron llevados más tarde al escenario principal cuando Alabama Shakes, liderados por la tremenda Brittany Howard, dio su tercera presentación en el país (la primera fue en 2013 y la segunda en el sideshow del jueves 17 en Niceto). El Hipódromo se transportó por un momento a Woodstock (faltaba la lluvia, aunque las nubes estaban) con las guitarras sureñas, el órgano Hammond y la voz de Howard en su punto justo. Ese escenario quedó bien caliente para Noel Gallagher.

Lollapalooza Argentina 2016
Lollapalooza Argentina 2016

El ex Oasis también se presentó por tercera vez con su proyecto solista, High Flying Birds, en un lugar que juega de lugar. El de Manchester dio un show con algunos guiños a la banda que tenía con su hermano pero centrado mayormente en sus dos discos en solitario. Pero los nostálgicos fueron complacidos cuando “Champagne Supernova” y “Wonderwall” sonaron bien fuerte. “Don't Look Back in Anger” fue el cierre perfecto cantada sólo por el público ante la mirada atenta y autocomplaciente de Noel sobre el escenario. A la misma hora, Marina & the Diamonds se posicionaba en el escenario Alternative (que más tarde cerraría Babasónicos) para hacer sentir la presencia femenina.

Lollapalooza Argentina 2016
Lollapalooza Argentina 2016

Mumford & Sons fueron de los más convocantes del segundo día: su folk rock inglés y arengado a más no poder por las palmas del público que se dejaron llevar por las armonías de sus voces. Marcus Mumford es el hombre orquesta: pasa de la guitarra a la batería y luego al piano como si cualquiera de esos instrumentos fuesen parte de su cuerpo.

El cierre del festival tuvo a dos polos opuestos: mientras Florences & the Machine desplegaba toda su elegancia mediante sus piruetas teatrales y su pop barroco inocente, convirtiéndose en el cierre del escenario principal más flojo de las tres ediciones del festival, los sudafricanos de Die Antwoord (dúo formado por Ninja y Yolandi Visser) desplegaban obscenidad sonora y visual en la zona donde todo podía suceder, el Perry's Stage.

Lollapalooza Argentina 2016
Lollapalooza Argentina 2016

COMENTARIOS

*Los comentarios que integran esta discusión no representan la opinión de RosarioPlus. Son opiniones personales de los usuarios

Seguí leyendo