Veinte años sin Monzón

Fue ídolo nacional por su guapeza de boxeador, pero también marcado por la muerte de su pareja. Cumplía condena por ese crimen cuando se mató en un accidente en la ruta 1. 

Se cumplen 20 años del fallecimiento del ex campeón mundial de los medianos, Carlos Monzón. El santafesino perdió la vida el 8 de enero de 1995, a los 52 años, como consecuencia de un accidente automovilístico.

En aquella jornada de 1995, Monzón conducía un Renault 19 por la ruta 1, en jurisdicción del paraje Los Cerrillos, que une su pueblo natal, San Javier, con la ciudad de Santa Fe.

El ex titular mundial de la AMB y el CMB, gozaba de salidas periódicas por buen comportamiento y estaba cerca de recuperar la libertad, después de que en febrero de 1988 fuera encarcelado y luego condenado por la muerte de su mujer, la modelo uruguaya Alicia Muñiz, en un caso resonante que quedará en la historia por lo que significó Monzón y la forma que se sucedieron los acontecimientos.

El popular "Negro" había nacido el 7 de agosto de 1942, en el barrio La Flecha, de San Javier, en un hogar humilde de origen mocoví y desde muy joven practicó boxeo para debutar en el amateurismo el 2 de octubre de 1959, terreno en el cual realizó 87 peleas como boxeador aficionado, con 73 victorias, 8 derrotas y 6 empates.

En el profesionalismo hizo su debut el 6 de febrero de 1963, cuando noqueó en dos rounds al entrerriano Ramón Montenegro y disputó 100 peleas, con 87 triunfos (59 ko), 3 caídas, 9 empates y una pelea sin decisión.

Monzón se caracterizó por su guapeza, contundencia y talento, credenciales que mostró en el Palazzo dello Sport de Roma, cuando vapuleó a Benvenuti, hasta ese momento un indiscutido campeón mundial, a quien en la revancha disputada en Mónaco también lo derrotó por la vía rápida.

El campeón también incursionó en el cine, donde protagonizó películas taquilleras, como La Mary, junto a Susana Giménez, quien luego fue su pareja y vivió un romance del cual hasta en estos días se sigue murmurando.

El célebre cineasta Leonardo Favio lo dirigió en el film; Soñar, soñar, además intervino en Amigos para la aventura y Las locuras del profesor, de Palito Ortega, Los hijos de López y Un loco en acción.

COMENTARIOS

*Los comentarios que integran esta discusión no representan la opinión de RosarioPlus. Son opiniones personales de los usuarios

Seguí leyendo