sec-corbata

Si los after quieren trabajar, que pidan permiso especial

Los concejales Schmuck y Chale buscan agregar un permiso especial al trámite de habilitación a los after, como herramienta previa a las inspecciones  

Los concejales María Eugenia Schmuck y Sebastián Chale impulsan un proyecto para que los locales que funcionen como after tramiten un permiso especial para trabajar. Lo que se busca es conocer, previo a la apertura, si un lugar se perfila como pub y respeta el límite de horario o si se propone como un bar de 24 horas sin amenización musical. 

El concejal Chale recordó que los after están habilitados para ejercer una actividad como servicio gastronómico, lo que les permite extender el horario a 24 horas. Lo que sucede es que, aunque figuren como bar gastronómico, lo que hacen es subir la música “y violan la ordenanza tergiversando el rubro, volviéndose un bar con amenización musical, que en ese rubro tiene un máximo de horario de tolerancia de 5.30 de la mañana”, explicó el edil.

¿Cuál es el objetivo? “Con este permiso buscamos poner un poco de orden y dar una herramienta al control del municipio, darles una herramienta más para que sean efectivos”, fundamentó Chale.

El proyecto fue creado luego de “denuncias que hemos recibido el lunes pasado muchos concejales sobre seis o siete locales de la ciudad que trabajan de esta manera irregular, como after”.

Según estimó Chale, “el único recurso que tenía Control era agarrarlos in fraganti”. Por eso consideró que obligarlos a pedir un “permiso especial” implicaría blanquearlos: “De esta manera, el Municipio podrá hacer una base de datos sobre los lugares abiertos las 24 horas, y eventualmente tramitar clausuras u obligarlos a cambiar al rubro al que realmente pertenecen, que tiene condicionamiento de horarios”.

Interpelado por Sí 98.9 sobre si esta medida fue pensada en relación a la sospecha que recae sobre el after La Tienda en el caso de la muerte de Gerardo Escobar, Chale aclaró que, aunque el caso reflotó la controversia, el tema de los after “se viene tratando en el Concejo desde hace varios años, y hay cuatro o cinco after con los mismos antecedentes, y que incluso violan las fajas de seguridad”.

El trámite que realizan ahora estos locales es pedir habilitación en la Dirección de Habilitaciones como bar, y luego convertirse en pub a las 5 de la madrugada cuando cierran los boliches. El proyecto busca un elemento que obligue a los titulares de todos los locales que operan bajo esta modalidad “a blanquear la actividad real que desarrollan”, y de esta forma, si son bares cerrarán a las 5.30, mientras que si pretenden mantener abierto, deberá funcionar sin amenización musical.

COMENTARIOS

*Los comentarios que integran esta discusión no representan la opinión de RosarioPlus. Son opiniones personales de los usuarios

Seguí leyendo