Sanford sufre el pico de la inundación

El lunes a la noche comenzó a ingresar agua al caso urbano y hay muchas viviendas complicadas. Debieron evacuar gente y trabajan bomberos de toda la zona

La localidad de Sanford, sobre la ruta 33, atraviesa horas críticas desde el lunes por la noche, cuando el temporal llegó a un grado tal que sus calles se inundaron. El agua continúa subiendo debido a que los desagües de la zona rural están saturados, y en algunos sitios del casco urbano llega a una altura de 80 centímetros. Desde aquel momento, no se permite el paso de Casilda a Sanford por la ruta 33.

Este martes a primera hora Federico Cenci, sub jefe del Cuerpo Activo de Bomberos Voluntarios de Casilda, informó a Radio Casilda que la situación en Sanford sigue siendo crítica e incluso aseguró que “hay más agua”.

Desde Bomberos realizan un control estricto del caudal que lleva el canal Candelaria, ya que se espera que en unas horas comiencen a funcionar dos bombas, de 1 millón de litros cada una, para desagotar el casco urbano de esa localidad. Las bombas son enviadas por el área de Hidráulica de la provincia para desagotar el pueblo.

Germán Cuello, sub oficial de Bomberos de Sanford, dijo a Radio Casilda que “una parte del pueblo se encuentra bajo agua. Hay muchas familias evacuadas y se las está llevando hacia las zonas más altas y secas. El agua está pasando la ruta y se va manteniendo estable por la bomba (más pequeña) que esta fuera del pueblo. La peor parte del pueblo tiene unos 60 centímetros de agua y en las casas un poco menos pero se evacuó para prevenir. Nos están ayudando bomberos de varios pueblos”.

Reunión de autoridades y vecinos preocupados.

El lunes a la noche cuando el agua comenzó a ingresar a Sanford proveniente de Chabás, cruzando por arriba de la ruta, los vecinos comenzaron a informar y mostrar imágenes en las redes sociales. De inmediato, las autoridades de Casilda manifestaron preocupación por la posibilidad de que el desagotamiento de Sanford implique que el agua se derive a Casilda a través del Candelaria, que se encuentra casi al límite de su capacidad por la enorme lluvia del domingo.

Fue por eso que en la madrugada del martes autoridades de la ciudad cabecera del departamento Caseros junto a integrantes del Cuerpo Activo de Bomberos Voluntarios de Casilda estuvieron reunidos para definir qué medidas tomar ante la situación crítica que vive la vecina localidad de Sanford y las repercusiones en Casilda. La preocupación principal es la necesidad de tener un control del afluente del Canal Candelaria.

Según informó este martes la Agencia Provincial de Seguridad “la ruta 33 en el tramo entre Casilda y  Chabás, el tránsito se encuentra totalmente cortado porque desbordó un terraplén en Sanford. Los conductores que van de Casilda a Venado desvían en ruta 92, y a la inversa, desvían por ruta 178”. Agentes viales se encuentran en el lugar.

La situación es muy complicada. Este pueblo, distante a 16 kilómetros de Casilda, se encuentra en un lugar bajo del terreno, por lo que el agua tiene paso obligado. El desagotamiento debe ser controlado porque podría implicar complicaciones en la ciudad cabecera del departamento Caseros. El monitoreo es constante.

 

COMENTARIOS

*Los comentarios que integran esta discusión no representan la opinión de RosarioPlus. Son opiniones personales de los usuarios

Seguí leyendo