sec-juego

San Lorenzo necesitó del suplementario para clasificar

San Lorenzo sufrió más de la cuenta para eliminar al accesible Auckland City de Nueva Zelanda en las semifinales del Mundial de Clubes. El Ciclón necesitó ir al tiempo suplementario para ganar el partido 2 a 1, aunque sufrió hasta último momento por un remate en el palo del equipo rival.

Pablo Barrientos abrió la cuenta para el equipo argentino, justo antes de que se terminara el primer tiempo. Ese gol hizo suponer que San Lorenzo clasificaría sin problemas, pero en el segundo período apareció la igualdad de los oceánicos, a través de Berlanga.

Fue entonces cuando Edgardo Bauza realizó algunas modificaciones con el fin de conseguir un gol más antes de finalizar los 90 minutos reglamentarios. Al Cuervo le faltó peso ofensivo y por eso el empate se mantuvo y el juego siguió en tiempo suplementario.

Mauro Matos se vistió de héroe apenas comenzó la prórroga y dio algo de tranquilidad a todo San Lorenzo. Sin embargo, Auckland City vendió cara su derrota y estuvo cerca de empatar con un remate que dio en el palo derecho de Torrico.

Con lo justo, el conjunto argentino se clasificó a la final y ahora deberá vérselas con el poderoso Real Madrid, de paso arrollador en todas las competencias. Si no mejora, San Lorenzo necesitará la ayuda del Papa Francisco y mucho más. 

COMENTARIOS

*Los comentarios que integran esta discusión no representan la opinión de RosarioPlus. Son opiniones personales de los usuarios

Seguí leyendo