sec-juego

River con un triunfo agónico, no pierde pisada

River Plate no pierde pisada y sigue en el pelotón de los líderes. Es que anoche derrotó agónicamente por 3 a 2 como visitante a Gimnasia y Esgrima La Plata. De esta forma, se acercó al líder San Lorenzo, en cotejo por la séptima fecha del Campeonato 2015 de Primera División.

El equipo de Marcelo Gallardo se puso en ventaja con goles de Fernando Cavenaghi y Augusto Solari en el primer tiempo. El local lo empató con tantos de Maximiliano Coronel e Ignacio Fernández de tiro libre en el segundo tiempo. Sin embargo, de forma agónica el uruguayo Rodrigo Mora le dio sobre el final la victoria a su equipo.

Con este resultado, consiguió su segunda victoria consecutiva después de cortar una racha de cinco empates seguidos entre liga y Copa Libertadores, con su triunfo ante Godoy Cruz de Mendoza en la jornada anterior.

Con 15 puntos recortó a tres puntos la diferencia con el nuevo líder, San Lorenzo. Al comienzo, el local le metió presión en la salida al conjunto de Núñez y enseguida tuvo jugadas claras. El visitante dejó pasar el sofocón y empezó a hacer pie en la cancha con el buen trabajo de Leonardo Ponzio en la recuperación.

Este buen momento del equipo 'millonario' continuó con una combinación entre Mora, Sebastián Driussi y Cavenaghi, que definió y que tapó en gran forma Nicolás Navarro, que también desvió una chilena de Jonatan Maidana, tras un tiro de esquina.

Sin embargo, luego de esas dos buenas intervenciones, el arquero local falló en un centro por izquierda de Mora y le dejó el balón servido a Cavenaghi, que empujó al gol.

River no lo dejó reaccionar a su rival y estiró la ventaja con un desborde de Druissi que derivó en un zurdazo de Leonardo Pisculichi de que Navarro dio rebote, que aprovechó Solari con un toque corto de zurda para marcar el 2 a 0 para la visita.

En el segundo tiempo, el local ante la necesidad se fue arriba para presionar a su rival y después hubo un córner ejecutado por Ignacio Fernández para el cabezazo goleador de Coronel que se transformó en el descuento.

River siguió perdido en la cancha y Gimnasia lo aprovechó para igualar las acciones con un tiro libre de 'Nacho' Fernández, que encontró la floja respuesta de la barrera y de Chiarini, que se vio sorprendido por el disparo esquinado.

El ingreso de Lucas Boyé le dio un nuevo aire al ataque riverplatense, que comenzó a acumular llegadas y méritos para volver a obtener la ventaja, que llegó en una pelota que quedó dando vueltas, tras un tiro de esquina que Mora definió con un tiro cruzado.

En la próxima fecha, River recibirá el domingo 5 de abril en el Monumental al líder San Lorenzo en lo que será un partido bisagra. 

COMENTARIOS

*Los comentarios que integran esta discusión no representan la opinión de RosarioPlus. Son opiniones personales de los usuarios

Seguí leyendo